Ana Patricia Botín, presidenta de Banco Santander. EFE.
stop

La integración supone el fin definitivo de la marca Popular desde el punto de vista comercial, tras su desaparición jurídica en septiembre de 2018

Madrid, 15 de julio de 2019 (16:01 CET)

El adiós definitivo a Banco Popular ha llegado. El Banco Santander terminó el pasado fin de semana en Andalucía la integración de toda la red de Banco Popular en el grupo. El banco que preside Ana Patricia Botín ha finalizado estos últimos días la integración tecnológica de las casi 1.600 oficinas de las que el Popular disponía en toda España. Esto supone el fin definitivo de la marca Popular desde el punto de vista comercial, tras su desaparición jurídica en septiembre de 2018. 

El pasado fin de semana, el Banco Santander acometió la migración tecnológica de los 3,5 millones de clientes activos que Popular tenía en toda España, que no han tenido que cambiar su número de cuenta ni sus tarjetas.

Según ha informado la entidad este lunes, el proceso se ha realizado en ocho oleadas, comenzando el pasado mes de noviembre en Galicia y culminando el fin de semana en Andalucía. Desde este lunes las casi 1.600 oficinas que eran de Banco Popular ya operan bajo los sistemas del Santander.

El Banco Popular ya forma parte de la historia de la banca, tras hacerse completamente efectiva la adquisición por un euro del Popular por parte del Santander en 2017, ante la inviabilidad del negocio del ya extinto banco. El grupo ha llevado a cabo un plan de "rebranding" de las sucursales de Popular, que cambiaron su marca desde el momento de la migración tecnológica.

Una integración progresiva para minimizar el impacto  

El banco decidió hacer la integración de manera progresiva y en diferentes oleadas para minimizar el impacto de los posibles obstáculos que pudieran surgir y para mantener los números de cuenta y las tarjetas hasta el momento de su renovación. En el proceso de integración han participado más de 1.200 profesionales, fundamentalmente del Área de Tecnología y Operaciones.  

El consejero delegado de Santander España, Rami Aboukhair, ha mostrado su satisfacción con el proceso y ha asegurado que se ha culminado "con éxito", en el plazo previsto y sin incidencias. 

Tras la migración tecnológica a la plataforma de Santander, los clientes de Popular pueden acceder a más de 7.500 cajeros de Santander en España y 30.000 terminales en todo el mundo, que pueden utilizar sin costes ni comisiones con su tarjeta de débito Santander. 

 

 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad