Paco Pérez, Pablo Sánchez y David Moreno, fundadores de Hawkers.

Una empresa de bolichicos es la primera que vende por Twitter en España

stop

La marca de gafas de sol Hawkers expande su estrategia en las redes sociales tras obtener 50 millones en rondas de financiación con bolichicos

Barcelona, 27 de julio de 2017 (05:55 CET)

Hawkers, una firma española de gafas de sol, se ha convertido en la primera marca de España que vende sus productos directamente por Twitter. Y en el sector de la moda y los accesorios, es la primera del mundo, precisó la empresa en un comunicado.

Cuando el cliente está interesado en ver o adquirir algún producto, envía un mensaje directo a @HawkersCo, y por medio de un sistema de respuestas automáticas le guían en el proceso de búsqueda y compra. Gracias a este sistema puede ver las opciones del catálogo, escoger colores, conocer precios y si está decidido, comprar el par de gafas que desea.

Hawkers es la primera marca de moda y accesorios en el mundo que vende por Twitter

Hawkers fue fundada en 2013 con un capital de apenas 300 euros por David Moreno y Francisco Pérez, y más tarde se sumó Pablo Sánchez. En su crecimiento se ha caracterizado por emprender campañas comerciales en redes sociales que buscaban  la viralidad y por haber sido patrocinadora de Los Angeles Lakers, la primera firma española que se asocia a un equipo de la NBA.

Algunas campañas no han tenido la repercusión deseada. Cuando Donald Trump triunfó en las elecciones de Estados Unidos, la filial mexicana emitió un tweet que decía “Mexicanos, pónganse estos lentes para que no se les noten los ojos hinchados mañana en la construcción del muro”. Ante la ola de críticas y de amenazas de boicot, la empresa pidió disculpas y retiró el post de la red.

El ‘bolichico’ Alejandro Betancourt lideró la ronda de inversiones que inyectaron 50 millones en Hawkers

Moreno y Pérez lograron que Hawkers logre una inversión de 50 millones de euros gracias a la entrada de un socio, el venezolano Alejandro Betancourt, más conocido como ‘bolichico’ en su país natal. Pese a tener poca experiencia empresarial este emprendedor había logrado 12 grandes contratos energéticos del chavismo. Cuando el gobierno de Maduro no le otorgaba la misma preferencia, decidió poner su fortuna e inversiones a salvo en España.

Crecimiento en la facturación

Además del éxito en las rondas inversoras, la compañía creció hasta jugar en las grandes ligas del sector: tras facturar 15 millones en el primer año, para este ejercicio calculan obtener unas ventas por 70 millones de euros.

En Twitter esta marca cuenta con 188.000 seguidores, pero en Facebook es donde tienen un mayor éxito, con casi 5,9 millones de 'followers'. Sin embargo, en esta red social apenas se presenta la opción para comprar tres modelos de gafas.

Con este desembarco comercial en Twitter la estrategia de la empresa pasa por reforzar su presencia en las redes sociales, pero también apuntar a la apertura de tiendas propias, tanto en España como en otros países de Europa. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad