La familia Melul inyecta dos millones de euros en el capital de la textil Burrito Blanco

stop

MARCA FUNDADA POR LOS BURÉS

Cristina Farrés

La marca Burrito Blanco, especializada en ropa de cama, nació a mediados de los 50 en la Casa Burés (imagen de la derecha)
La marca Burrito Blanco, especializada en ropa de cama, nació a mediados de los 50 en la Casa Burés (imagen de la derecha)

en Barcelona, 19 de marzo de 2015 (21:47 CET)

El grupo textil Burrito Blanco, especializado en ropa de cama, ha recibido un espaldarazo económico que ha disparado su capital social de los 120.000 a los 2,1 millones de euros. La familia fundadora, los Melul Nacmías, son los que han realizado la aportación dineraria, indica el director general de la firma, Rafael Mas. 

"Hemos conseguido liquidez para ir más desahogados económicamente", añade el ejecutivo. La histórica marca textil ha resistido mejor la crisis que otros grupos de perfil similar. El resultado neto de la empresa creció el 101,2% entre 2012 y 2013 hasta los 27.0002 euros de beneficios. En ese periodo, la cifra de ventas creció el 1,22% hasta los 6,6 millones, según el informe de auditoría. 

Reforzar las líneas de negocio actuales 

Mas señala que existen "proyectos embrionarios" para lanzar una línea de franquicias para disponer de puntos de venta propios, entre otros. Aunque se trata de iniciativas que están en una fase muy inicial. 

Por el momento, la estrategia inmediata de la firma pasa por reforzar las dos líneas de negocio que ya están en marcha: la presencia física en tiendas especializadas (el 92% de los ingresos) y el portal de e-commerce (casi el 8% de las ventas). 

Marca fundada por los Burés 

Burrito Blanco nació a mediados de los 50 de la mano de la familia Burés. Su primera sede fue la Casa Burés, uno de los edificios que la Generalitat ha vendido en 2014 y se convertirá en viviendas de lujo

David Melu, un adinerado empresario de origen sefardí (es considerado uno de los padres del judaísmo español del siglo XX) adquirió la marca textil al último representante de la saga burguesa, el empresario Josep Maria Juncadella Salisachs. La unió a su propio grupo, cuya principal enseña es Hispano Tex

Repatriación desde Suiza del holding 

Fallecido en 2007, sus hijos Rafael y Daniel Melul Nacmías han tomado las riendas del grupo textil junto a sus otros tres hermanos. La capitalización de Burrito Blanco se produce pocas semanas después de otra operación societaria de calado en el grupo familiar: la repatriación de una de sus principales holdings desde Suiza, Montjoret SA. 

La firma tiene el 95% de la propiedad de Burrito Blanco y 39,6% de Hispano Tex, según datos del registro mercantil.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad