La Feria de Abril catalana: 'Te pagaremos cuando cobremos subvenciones'

stop

Los proveedores denuncian que los organizadores de la fiesta multitudinaria acumulan casi un año de facturas sin pagar. Les aseguran que no cobrarán hasta que ellos no reciban subvenciones

Feria de Abril de Cataluña.

Madrid , 16 de marzo de 2016 (01:00 CET)

La Feria de Abril de Barcelona, uno de los eventos más multitudinarios de Cataluña, se hunde en las deudas y los números rojos ponen en peligro la organización del encuentro este año. La entidad que obtuvo el visto bueno del Ayuntamiento de Barcelona para organizar la fiesta andaluza en Cataluña este año acumula deudas sin pagar con sus proveedores por los servicios de la edición del año pasado.

Las empresas afectadas llaman con insistencia a los organizadores, la Federación de Entidades Andaluzas en Cataluña, FECAC, pero siempre reciben la misma respuesta: "pagaremos cuando cobremos unas subvenciones que tenemos pendientes".

Los retrasos reflejan que la entidad depende de las subvenciones parar sostener un modelo clientelar con en el que la entidad ha crecido bajo la sombra de dirigentes del Partido Socialista en Cataluña. El expresidente de la FECAC, Francisco García Prieto, fue imputado por delitos de fraude de subvenciones, apropiación indebida y falsedad documental.

La fiscal del caso FECAC sospecha que el empresario y su entorno desviaban subvenciones y ayudas públicas para mantener sus empresas privadas que crecieron gracias a la organización de eventos andaluces en Cataluña.

Un año sin pagar la limpieza

La recogida de limpiezas y basuras del evento de 2015 aún no ha sido pagada, según ha confirmado a este diario Urbaser, empresa con la que la Feria de Abril trabaja desde hace más de una década.

La deuda asciende a 55.612,67 euros según ha confirmado la empresa que asegura que no volverá a trabajar con los organizadores, la Federación de Entidades Andaluzas en Cataluña, FECAC, hasta que no se cancele la deuda pendiente y se pague por adelantado el 50% de la factura de este año.

La empresa encargada del vallado del encuentro también tiene facturas pendientes de la pasada edición. "Me dicen que no puedo cobrar porque ellos todavía tienen cosas por cobrar, pero por lo que dan a entender, la cosa no pinta demasiado bien", explica Juan Señé, proveedor de los cercamientos del encuentro. "Llevo siete años trabajando con ellos y nunca había ocurrido algo similar", aseguran.

Cuentas pendientes con la administración

La precaria condición económica de los organizadores les ha llevado a que exijan a los feriantes el dinero de este año por adelantado, según han explicado algunos de los responsables de las atracciones de feria.

Los organizadores tampoco han podido pagar los 90.000 euros que se comprometieron a pagar al Ayuntamiento de Barcelona para organizar la Feria. El pago de los 90.000 euros fue la propuesta que hizo que la entidad, liderada por los seguidores de Garcia Prieto, ganaran el concurso público frente a la Fundación FECAC, que representa el sector crítico con García Prieto y que denunció al polémico empresario ante la Fiscalía.

Los herederos de García Prieto también acumulan deudas con las administraciones públicas. El Ayuntamiento de Santa Coloma de Gramenet reclama unos 30.000 euros (intereses incluidos) porque la entidad cobró subvenciones para organizar eventos culturales que nunca se realizaron.
Santa Coloma ha cortado el grifo de las subvenciones a la entidad que debe 3.000 euros de multa al Ayuntamiento de Montcada i Reixac, municipio donde se celebra el Rocío.

La Diputación de Barcelona también tiene una deuda por cobrar de otros 30.000 euros por alquileres retrasados, según ha confirmado la entidad pública.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad