La incertidumbre legal llega a los hospitales concertados catalanes

stop

BATALLA LEGAL

06 de julio de 2013 (20:55 CET)

Cerca de 60.000 trabajadores del sector sanitario concertado catalán perderán sus convenios a partir de este lunes. El fin de la ultractividad --es decir, la prórroga del acuerdo laboral después de que éste haya caducado-- supone una situación inaudita para la Xarxa Hospitalària d'Utilització Pública Pública (XHUP), donde reina la incertidumbre legal.

De hecho, ante un escenario hasta ahora virgen, algunos sindicatos se niegan a dar por perdido el marco de referencia actual e insisten que aún puede seguir vigente.

Negociación individual


Pese a la posibilidad de la prórroga, lo cierto es que a partir del lunes los centros sanitarios adscritos a las tres patronales –Consorcio de Salud y Social de Cataluña (CSC); la Unión Catalana de Hospitales (UCH); y de la Asociación Catalana de Entidades de Salud (ACES)-- deben empezar a negociar centro por centro sus convenios. “Cuanto antes se llegue a un acuerdo mejor. Si se alarga este tema demasiado se generará una gran inestabilidad”, explican fuentes del sector.

Las negociaciones entrañan bastante inseguridad jurídica. “El marco de referencia no está claro. Aunque legalmente se apunte al estatuto de los trabajadores, es posible que el propio documento caducado sea la base”, apuntan fuentes hospitalarias. En respuesta a esta situación, el CSC ha empezado esta semana a reunir al personal de recursos humanos de sus asociados para dar apoyo legal.

¿Prórroga?

No obstante hasta este jueves los sindicatos han intentado alcanzar una prórroga del convenio. Representantes de diez organizaciones con representanción en la XHUP han emitido un comunicado donde reivindican conjuntamente que se mantenga el acuerdo sectorial.

Las diez centrales consideran que es legalmente posible.

Acuerdo imposible

La mesa de la XHUP negocia desde 2008 la renovación del convenio. No obstante, hasta ahora ha sido imposible. Fuentes del sector apuntan que el contexto de crisis y de recortes ha dificultado ese nuevo acuerdo.

La última negociación se rompió el pasado 23 de junio. La propuesta del mediador designado por del departamento de Empresa i Ocupació fue rechazado frontalmente por el sindicato Metges de Catalunya. Posteriormente, el 56% de los empleados de la red concertada rechazaron el acuerdo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad