Nissan aprieta a su plantilla en BCN para bajar salarios

stop

La compañía supedita un nuevo vehículo a cambio de nuevas condiciones laborales

Presentación de la furgoneta e-NV200 en la factoría de Nissan de la Zona Franca de Barcelona

20 de diciembre de 2012 (19:19 CET)

Nissan podría fabricar a partir de 2014 un nuevo turismo para pasajeros a cambio de nuevas condiciones laborales impuestas por la dirección. Desde julio de este año, la empresa negocia con los sindicatos la reducción de los costes laborales con un único fin: ser más competitivos. Y ahora, con esta adjudicación, la multinacional japonesa podría generar unos 1.000 puestos de trabajo directos en Barcelona y otros 3.000 indirectos, a cambio de que los trabajadores vuelvan a ceder, sobre todo en materia de salarios.

El grupo ha adjudicado la fabricación del nuevo modelo Infinity a sus instalaciones en el Reino Unido, a la misma a la que se le había asignado anteriormente el vehículo que ahora podría pasar a manos de la planta de Nissan en la Zona Franca de Barcelona. La producción supondría una inversión de 130 millones de euros, así como un incremento del volumen de producción anual en unas 80.000 unidades, según avanzaba Europa Press.

Pero la incapacidad de la planta inglesa para albergar los dos modelos ha puesto sobre la mesa de negociación las instalaciones en Barcelona. Uno nuevo pulso con los sindicatos que tachan de “chantaje” por parte de la dirección a cambio de la viabilidad de la fábrica, según han explicado fuentes sindicales a Economía Digital. Este jueves se reúnen ambas partes por primera vez en la Generalitat para tratar este tema. Los sindicatos quieren dejar claro que entienden la reducción de costes, pero no a cualquier precio.

Condiciones detalladas

¿Cuáles son exactamente estas nuevas condiciones? Pues bien, en primer lugar los trabajadores que entren a trabajar al grupo Nissan cobrarán 7.000 euros menos con respecto a los compañeros que en estos momentos están en activo. La propuesta se puede convertir en la piedra en el zapato para Nissan España, porque los trabajadores no lo aceptarán. Además, el conjunto de la plantilla verá aumentada la jornada laboral unos ocho minutos.

Pero no sólo modificarán sus rutinas laborales, ya que de sus cinco días de libre disposición, uno pasará a estar controlado por la empresa. Ya no lo podrán disfrutar los trabajadores cuando ellos quieran. Nissan creará una ‘bolsa’ de jornadas para utilizarlos cuando crea conveniente. Así, si durante alguna temporada baja la producción y tienen que parar, en vez de aplicar un expediente de regulación de empleo (ERE) de carácter temporal, utilizarán estos días acumulados.

2014, año clave

En dos años, la plantilla de Nissan en la Zona Franca afrontará una situación especial. Se dejará de ensamblar los modelos Pathfinder, Navarra y la furgoneta X83, que se comercializan bajo los nombres Opel Vivaro, Nissan Primastar y Renault Traffic. Y a la vez, la planta empezará a fabricar la furgoneta NV200 y la pick up One Ton. Además, el 31 de diciembre vence el convenio colectivo, y tendrán que volver a negociar.

Los sindicatos se muestran convencidos de que el nuevo vehículo llegará a Barcelona. Pero lamentan que cada vez que les quieran adjudicar un turismo nuevo, tengan que negociar a la baja sus condiciones laborales. Ya pasó en 2011 para conseguir la ‘pick up’ cuando aceptaron una congelación salarial y cuatro días menos de libre disposición. Quieren alternativas, y van a luchar ellas.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad