Peligro en la fusión entre Telecinco y Cuatro

stop

TELEVISIÓN

07 de junio de 2012 (20:40 CET)

La Comisión Nacional de la Competencia (CNC) ha abierto un expediente sancionador contra Mediaset España por incumplir algunos de los compromisos que el grupo había adquirido cuando se autorizó con condiciones la fusión entre Telecinco y Cuatro en octubre de 2010.

La resolución de la CNC podría llegar incluso a romper el proceso de fusión si se confirman que los indicios iniciales.

Venta de publicidad conjunta

Mediaset ha reaccionado inmediatamente a través de un comunicado donde afirma que no ha incumplido ninguno de los términos del acuerdo. Afirma que “en el caso de que culmine con la imposición de cualquier sanción, ésta será oportunamente anulada por los Tribunales que, en definitiva, tienen la última palabra al respecto”.

El supervisor español cree que existen suficientes indicios de que Mediaset España ha puesto en marcha “una estrategia de vinculación de facto de la venta de publicidad de sus canales, que se habría visto reforzada por la reciente introducción de un nuevo modelo de comercialización de la publicidad”.

Más incumplimientos

La CNC señala que el grupo de comunicación no ha realizado una separación funcional entre Publiespaña y Publimedia. “Como resultado de la presencia de las mismas personas en los órganos de administración de ambas”. Ha incluido “cláusulas prohibidas” en determinados contratos para la adquisición de contenidos audiovisuales, incumpliendo otros compromisos adquiridos.

Además, en relación con los contenidos, la CNC apunta un retraso injustificado “en la renuncia a los derechos de adquisición preferente de contenidos audiovisuales”. Tras la incoación del expediente sancionador, se abre ahora un período máximo de seis meses para la instrucción del expediente y para su resolución por la CNC.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad