Planellas abandona la dirección de Esade salpicado por el escándalo del Instituto Noós

stop

'CASO URDANGARÍN'

Marcel Planellas, Eugènia Bieto e Iñaki Urdangarin

02 de marzo de 2012 (18:28 CET)

Tras 25 años vinculado a Esade, este viernes a primera hora de la tarde Marcel Planellas ha presentado su renuncia a la secretaría general de la escuela de negocios. Desde que se hizo público que había cobrado unos 90.000 euros de varias empresas del Instituto Noós, la presión dentro de la institución docente era cada vez mayor. Tal y como avanzó Economía Digital, varios colectivos reclamaban a la directora general, Eugènia Bieto, que tomara cartas en el asunto.

Finalmente, Planellas ha decidido dejar la dirección de Esade alegando “motivos personales”, sin referencia alguna a las presiones que ha soportado la dirección de la escuela de negocios para que fuera destituido. Con todo, la dimisión no supondrá el punto y final de su carrera de más de 25 años en el centro educativo, ya que continuará en nómina como docente.

Desde el primer momento, Bieto ha intentado blindar al número dos. En enero mandó una carta a profesores, estudiantes y exalumnos en la que pedía que evitaran a la prensa para salvar la reputación de la escuela de negocios. Pero muchos le reprocharon que su posición quedaba más que entredicho si no adoptaba una medida contundente tras la implicación de Planellas en el escándalo que afecta al duque de Palma, Iñaki Urdangarín. Tras conocer la decisión, los portavoces oficiales del centro se han limitado ha agradecer “el trabajo que ha realizado los últimos años”.

Consultoría

El directivo realizó varios trabajos de consultoría para el entramado empresarial de Urdangarín y su socio Diego Torres, acusados ambos de malversación de fondos públicos. Concretamente, para dos proyectos: el Fórum Illes Balears y el Valencia Summit. De hecho, tanto Planellas como Torres pertenecían al mismo departamento académico dentro de la institución de fundación jesuítica.

Esade invitó a Torres a abandonar la docencia en septiembre, cuando el caso había comenzado a desvelarse. Desde el centro educativo también señalan que el ex secretario general era el puente entre Esade y la Casa Real.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad