El presidente de Telefónica, José María Álvarez Pallete, durante su discurso en la jornada "Migración y ciudades: el camino hacia una integración inclusiva" organizada por el BID. EFE/Fernando Alvarado

Telefónica no se aclara con Oi

stop

La compañía presidida por José María Álvarez-Pallete estaría ahora interesada en la adquisición del negocio móvil de la operadora

Economía Digital

El presidente de Telefónica, José María Álvarez Pallete, durante su discurso en la jornada "Migración y ciudades: el camino hacia una integración inclusiva" organizada por el BID. EFE/Fernando Alvarado

Madrid, 14 de noviembre de 2019 (11:41 CET)

El interés de Telefónica por la brasileña Oi ha cambiado en unos meses. Si a mediados de septiembre negaban conversaciones "formales", ahora reconocen el interés por esta empresa, cuya situación económica  — inmersa en concurso de acreedores —  obligaría a vender sus activos. 

Telefónica reconoce que el proceso ha empezado porque la compañía brasileña "se ha puesto en contacto con las empresas que podrían estar interesadas en la operación". Fueron las palabras del consejero delegado de Telefónica, Ángel Vilá, durante una presentación del sector de las telecomunicaciones en Barcelona, organizada por Morgan Stanley.

Los primeros rumores sobre la compra de Oi llegaron en septiembre. En la prensa brasileña se extendían las especulaciones al afirmar que Eduardo Navarro, director global de comunicación y presidente de Vivo en Brasil, se había reunido con dos consejeros de Oi. 

Las conversaciones entre Navarro y los consejeros de Oi se centrarían en la posible compra de los activos móviles de la operadora brasileña, que se encuentra en concurso. Oi, según las mismas informaciones, habría contratado a Merrill Lynch para liderar una posible ronda de ofertas.

La operación de compra por parte de Telefónica, dado que hay más interesados, sería una operación defensiva. El interés de Telecom Italia, a través de su filial brasileña TIM, y de America Movil, el conglomerado de telecos liderado por el magnate mexicano Carlos Slim, podría hacer retroceder en el mercado a la operadora española si no se decide por comprar los activos de Oi.

Ante este escenario, si bien es cierto que, de acuerdo a a las estimaciones de analistas consultados,  la compra total de todo el negocio de Oi podría generar problemas con las autoridades de competencia, la compra de un porcentaje ayudaría a no perder cuota de mercado.

TIM también reconoce su interés por Oi

El presidente ejecutivo de TIM, Pietro Labriola, también afirmó su interés en un importante evento de telecomunicaciones en Sao Paulo. "Como consejero delegado de un operador que cotiza en bolsa, tengo el deber de verificar si crea o no valor para mis accionistas una vez que las frecuencias o backhauls (redes de infraestructura) estén disponibles", afirmó.  

Sus palabras son importantes, porque TIM es actualmente el tercer operador inalámbrico más grande de Brasil. La compra de la operación móvil de Oi ayudaría a ganar una participación en el mercado y ampliar su cobertura para desafiar a sus otros dos competidores.

Telefónica en Brasil

Respecto al rendimiento de la filial brasileña de la multinacional española Telefónica, la compañía informó el pasado lunes que en los nueve primeros meses del año alcanzó un beneficio neto de 3.727 millones de reales (unos 935 millones de dólares), un 49,9% menos que en el mismo periodo del año pasado.

El resultado financiero de Telefónica Brasil en el tercer trimestre se vio impactado negativamente, según la propia compañía, por el "mayor pago de impuestos" durante dicho periodo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad