La luz vuelve a subir el martes hasta su segundo valor más alto: 182,71 euros MWh

El precio por el suministro eléctrico alcanzará máximos que traspasarán los 195 euros por MWh entre las 08:00 y las 09:00 horas y entre las 20:00 y las 21:00 horas

El precio de la electricidad eleva la inflación

La luz volverá a subir este próximo martes tras experimentar una nuevo aumento de su precio en el mercado mayorista o ‘pool’, con lo que se situará en 182,71 euros el Megavatio hora (MWh).

Según consta en los datos que maneja la operadora del mercado eléctrico OMIE, el precio de la luz alcanzará los picos máximos de precio entre las 08:00 horas y las 09:00 horas alcanzando un valor de 195,1 euros el MWh y entre las 20:00 y las 21:00 horas, donde alcanzará su máximo valor (195,33 euros el MWh).

Por otra parte, entre las 15:00 y las 16:00 horas y entre las 23:00 y 00:00 horas, la luz descenderá a sus mínimos diarios (154,58 euros) unos mínimos que triplican, como mínimo, lo que costaba la luz en este mismo periodo hace tan solo un año. De hecho, a inicios de mes la luz se situaba en un precio medio de unos 132 euros, un valor que no ha dejado de aumentar marcando varios récords cada semana.

Este aumento del precio de la luz en el mercado mayorista afecta directamente a la factura de los consumidores, donde la luz representa el 24% de la factura total. Sin embargo, esto afecta solo, por el momento, a los consumidores que están adscritos al régimen del mercado regulado o PVPC, es decir, entre 10 y 11 millones de personas en España.

Aún así, aquellos cuya factura de la luz ha sido libremente pactada con las empresas, que aún no notan las fluctuaciones, podrían comenzar a notarlas pronto, a medida que se vayan renegociando los contratos por el suministro energético, renovables cada año.

La desorbitada subida de los precios de la luz que ha tenido lugar no solo en España, sino en toda Europa, ha puesto en jaque al Gobierno, que para paliar sus efectos en la población puso en marcha una batería de medidas con las que se pretende reducir el impacto en las economías domésticas españolas mediante la rebaja temporal y supresión de varios impuestos.

Además, el Ejecutivo también ha cargado contra las grandes eléctricas, como Endesa e Iberdrola, obligándolas a retener hasta un 90% de los beneficios extraordinarios obtenidos y haciendo que tengan que subastar parte de la energía producida de manera que las pequeñas compañías tengas un mayor poder de decisión en el mercado a la hora de fijar los precios.

Y es que, a pesar de que la subida es generalizada en la UE, España es uno de los países donde el aumento ha sido más elevado, por lo que el plan del Gobierno, según aseguró el presidente Pedro Sánchez, es que se vuelva a pagar lo mismo que se pagaba en 2018 por el suministro eléctrico.

Andoni Berná Calvo