Que ocurrirá con tu pensión si has estado de baja

Te explicamos cómo computa una baja laboral en la pensión de jubilación

Incapacidad. Foto: Pixabay.

Incapacidad. Foto: Pixabay.

Que un trabajador sepa cuáles son sus derechos es fundamental para poder tomar decisiones cruciales tanto para su vida laboral como para la jubilación. Para calcular la pensión por jubilación y el momento en el que cada trabajador puede retirarse, se suman todos los años de cotización de la vida laboral.

Por ello, una de las dudas más habituales es cómo computan situaciones como las bajas. Por ley, la cotización a la Seguridad Social no se interrumpe durante una baja laboral y, por lo tanto, computa para pedir la pensión de jubilación. Este año, la edad de jubilación legal es de 66 años y cuatro meses, siempre y cuando se haya cotizado por 37 años y nueve meses. Por su parte, las personas que cuenten con cotizaciones superiores a este periodo, podrán jubilarse a los 65 años.

La baja de un trabajador en su empleo puede estar motivada por diferentes causas que se reconocen para la incapacidad temporal -en la que el trabajador está imposibilitado temporalmente para trabajar- y durante las cuales no se interrumpe la obligación de cotización y, por lo tanto, cuenta como tiempo efectivo para la jubilación. Entre las más comunes están: enfermedad común, enfermedad laboral, accidente no laboral y accidente profesional.

Bajas que cotizan para la jubilación

La normativa legal es muy clara: en todos los casos en los que se cotice, se cuenta ese tiempo para la pensión, con independencia de si se está en activo real o de baja. Estas son las situaciones concretas en las que se extiende la obligación de cotizar y que, por lo tanto, son bajas que cuentan para cuando te retiras y se calcula la pensión, tal y como recoge el bloc de Mapfre:

  • Situaciones de riesgo durante el embarazo o la lactancia natural
  • Períodos de descanso por maternidad o paternidad
  • Mientras se cumplen deberes de carácter público
  • Incapacidad temporal
Prestación por incapacidad permanente. Pixabay.

Por otro lado, también existen las lagunas de cotización en las pensiones. Estas son periodos dentro de la base reguladora que no se ha cotizado, ya sea por la pérdida del empleo o por motivos personales, o bien que se ha cotizado por debajo de las bases mínimas por tener un contrato a tiempo parcial.

Las personas que no hayan cotizado durante un periodo de tiempo, podrán utilizar el sistema de integración de lagunas de cotización para rellenar con cotizaciones ficticias los periodos en los que no se haya cotizado con el fin de mejorar la base reguladora para el cómputo de la pensión.

Avatar