El Gobierno allana el camino de los próximos Perte: rebajará los avales exigidos 

El Ejecutivo solo pedirá avales por entre el 20% y el 60% de las ayudas europeas concedidas para evitar que se repitan fracasos como los del Perte del coche eléctrico

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto – EFE/Pedro Puente Hoyos. EFE/EPA/OLIVIER HOSLET

El Gobierno está preparando una rebaja de los avales que exige a las compañías para optar a las ayudas enmarcadas en el Perte (Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica) Agroalimentario. De esta manera, en lugar de presentar garantías por el 100% de los fondos europeos, las compañías pasarían a presentar entre el 20% y el 60%, según su solvencia.

La idea del Ejecutivo consiste en un sistema de valoración de la solvencia de las compañías, en qué estarán distribuidas en tres categorías, según han apuntado fuentes empresariales al diario Expansión. Mientras que las más fiables podrían optar a las ayudas con garantías financieras del 20% de las cuantías a percibir, las de fiabilidad media podrían hacerlo con el 40% y las de menor fiabilidad con el 60%.

Fracaso del Perte del coche eléctrico

Así, el Ejecutivo liderado por Pedro Sánchez ha tomado en consideración los reclamos de las patronales para agilizar la ejecución de las ayudas, que han alertado en reiteradas ocasiones de la dificultad que comportaba para numerosas compañías obtener los avales antes de optar a los fondos europeos.

La ministra de Industria, Reyes Maroto, saluda a trabajadores en las instalaciones de la fábrica de Ford en Almussafes. EFE/ Kai Forsterling
La ministra de Industria, Reyes Maroto, saluda a trabajadores en las instalaciones de la fábrica de Ford en Almussafes. EFE/ Kai Forsterling

Con el objetivo de blindar los recursos que llegan de Bruselas, el Gobierno fijó como condición la obtención de un aval bancario por la totalidad del importe a recibir de las ayudas, un requisito que entrañó muchas complicaciones para las empresas.

Además, debido a esta circunstancia, el Gobierno se vio forzado a prorrogar el plazo para presentar estas garantías financieras en distintas ocasiones. Finalmente, el periodo de presentación de avales finalizó este lunes.

Rebaja de los requisitos para el Perte Agroalimentario

Con todo, el Ejecutivo ha aflojado en sus exigencias financieras en vistas al Perte Agroalimentario, el próximo que se impulsará. El objetivo de estas ayudas, con una inversión pública de 1.000 millones de euros, es fortalecer un sector clave para la economía española, dotándole de la financiación y recursos necesarios para impulsar su modernización y digitalización.

En concreto, se pretende promover el desarrollo integrado de toda la cadena agroalimentaria a través de la digitalización de los procesos y de la incorporación de conocimiento e innovación. Se trata de facilitar el acceso a alimentos sanos, seguros y sostenibles, que cubran las necesidades de una población cada vez más segmentada y con una mayor demanda de alimentos con atributos saludables y medioambientalmente sostenibles.

El fortalecimiento de la industria agroalimentaria en la mejora de sus procesos de producción y el incremento de su competitividad y digitalización será clave en un futuro próximo, en un escenario en el que las pymes tendrán que hacerse un hueco en un sector globalizado y cuya distribución se concentrará en muy pocas empresas.

El Perte agroalimentario se centra en tres procesos transversales: sostenibilidad y competitividad, trazabilidad y seguridad alimentaria y desarrollo de nuevas tecnologías, servicios y productos que permitan incrementar la capacidad exportadora de productos agroalimentarios, tecnologías y servicios digitales.

Avatar