El precio de la vivienda libre frena su ascenso hasta el 5,3% en el segundo trimestre / EFE

Las hipotecas repuntan con la subida del euríbor

stop

Enero registra el mayor euríbor en casi dos años y encarecerá las hipotecas en cerca de 100 euros

Barcelona, 31 de enero de 2019 (11:47 CET)

Las hipotecas encadenan casi un año de subidas por el repunte del euríbor. Pero tras algunos meses de moderación en la subida del índice al que se referencian la mayoría de estos créditos, enero se cerrará con una remontada importante. Así, las hipotecas se encarecerán cerca de 100 euros anuales.

El euríbor ha ido escalando durante el mes de enero, y a falta de solo un día de cotización, cerrará alrededor del -0,117%. Sigue en negativo pero encadena diez meses subiendo y terminará este mes en el mayor nivel en casi dos años —concretamente, 22 meses—. Este repunte se traducirá en una nueva subida de aquellas hipotecas que se revisen en enero.

Para una hipoteca tipo de 200.000 euros a 20 años, la subida de la cuota mensual será de unos 8 euros, por lo que hasta la próxima revisión anual pagará 96 euros más de hipoteca. En enero de 2018, el euríbor era del -0,189%. Para los hipotecados cuya revisión es semestral, la subida será ligeramente inferior.

Hipotecas variables vs. fijas

Este encarecimiento afecta a los que tienen hipotecas variables, que se referencian al euríbor más un diferencial. Actualmente, los bancos ya dan más de la mitad de las hipotecas a tipo fijo, pero el variable era, con diferencia, el más habitual en las últimas décadas, llegando a cuotas de más del 80% de  los créditos para la compra de vivienda. Actualmente se calcula que este porcentaje ha caído al 60%.

Los grandes bancos, sobre todo el Sabadell, Caixabank, el Santander y BBVA, apostaron por el tipo fijo coincidiendo con la crisis de las cláusulas suelo. Estas cláusulas, que impedían que el interés que pagaba el hipotecado cayera de un tipo concreto —entre el 2% y el 3%— se aplicaban sobre las variables, mientras que en las fijas el suelo y el techo es el interés que se pacta en la concesión de la hipoteca y se paga hasta el último día.

Una hipoteca tipo de 200.000 euros se encarecerá en unos 8 euros mensuales

Pero había más motivos, especialmente de rentabilidad. La caída del euríbor por debajo de cero y la expectativa de tipos planos durante años llevó a las entidades a darse cuenta de que era mejor apostar a tipos fijos, a la espera que los variables subiesen. Ahora, con el repunte del euríbor, las variables empiezan a resurgir, si bien el Banco Central Europeo está enfriando estas expectativas.

El BCE sigue dilatando el momento de empezar a subir los tipos de interés, que condicionan directamente el euríbor. Ahora se habla de final de 2020. La subida de los tipos será lo que, previsiblemente, sacará el índice hipotecario de tasas negativas y encarecerá los préstamos con más fuerza. Mientras tanto, las subidas son moderadas aunque constantes.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad