Mas necesita más dinero y pide al Gobierno 9.398 millones

stop

CONSEJO DE POLÍTICA FISCAL

27 de julio de 2013 (18:21 CET)

Con el cierre de los mercados internacionales, la Generalitat se aferra al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) para poder hacer frente a las exigencias de la deuda y para cubrir el déficit. Es una situación que mantiene la tónica del pasado año, pero es especialmente embarazosa porque el Ministerio de Hacienda otorga los recursos que necesitan las autonomías con cuentagotas.

El Gobierno que preside Artur Mas ha ampliado, por tanto, hasta los 9.398 millones de euros la petición de fondos al FLA, lo que equivale a 325 millones más de los inicialmente solicitados.

Más déficit, más necesidad de recursos

Una primera estimación, en enero de este año, dejó la cifra en 9.073 millones al FLA, lo que suponía un 40% de los 23.000 millones que había previsto el Gobierno central para todas las autonomías. Pero, tras revisar las necesidades de Catalunya, los dos gobiernos han elevado esa cifra en 325 millones adicionales.

De hecho, lo que ocurre es que si las comunidades acaban recibiendo unos objetivos de déficit para 2013 algo más laxos, las necesidades de financiación son, por tanto, mayores. De todo lo que ha solicitado la Generalitat, 8.009 millones son para el vencimiento de la deuda, y la cantidad restante es para cubrir el déficit.

Si, inicialmente, el déficit previsto para 2013 era del 0,7%, ahora, y para todas las comunidades, es del 1,3%, después de que Bruselas otorgara a España un mayor margen de déficit, del 4,5%, al 6,5%.

El miércoles, el objetivo de déficit

La cuestión es que el Govern de Artur Mas sigue negociando un mayor déficit. Considera que debería estar cercano al 2%. Y el Gobierno central acabará decidiendo esa cuestión el próximo miércoles, después de haber convocado un nuevo Consejo de Política Fiscal y Financiera.

El miércoles, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ofrecerá los nuevos objetivos de déficit, que contarán con un cierto margen discrecional. Es decir, será un déficit a la carta, que ya ha creado un serio problema al Gobierno de Mariano Rajoy, porque las comunidades que sí cumplieron con el objetivo marcado para el pasado año, el 1,5%, no desean que las que lo incumplieron puedan tener ahora un mayor margen.

Es decir, si Catalunya obtiene un 1,6% o un 1,7%, alguna comunidad, como Madrid, debería tener un objetivo menor al 1,3%, porque la media de todas las autonomías debe ser del 1,3%, tal y como lo ha decidido el Ejecutivo español.

138 millones cada mes


La Generalitat recibe cada mes, desde febrero de este año, unos 138 millones, del fondo del FLA, que sirve para cubrir el déficit. El año pasado la Generalitat ya recibió 5.370 millones de euros a cuenta del FLA, aunque Hacienda eleva esa cifra hasta los 5.433,9 millones de euros. También necesita recursos para el pago a los proveedores.

En la reunión del miércoles de Montoro con los distintos consejeros de economía, entre ellos el catalán Andreu Mas-Colell, se deberán aprobar también los planes de ajuste de las comunidades que no cumplieron con el objetivo de déficit, entre ellas Catalunya, Andalucía, Murcia, la Comunitat Valenciana y Baleares.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad