Mas pide otros 9.073 millones de euros al FLA para 2013

stop

RECURSOS PÚBLICOS

El conseller Mas-Colell y el ministro Montoro./EFE

29 de enero de 2013 (20:44 CET)

Los mercados siguen cerrados para las autonomías, aunque el Reino de España está colocando deuda desde el inicio de año con cierta comodidad. Los gobiernos autonómicos, por tanto, no tienen otra alternativa que financiar su deuda a través del Fondo de Liquidez Autonómico (FLA). Se trata de la posibilidad, de hecho, más barata que tienen. Y el Govern de la Generalitat ha vuelto a optar por el FLA para financiar la deuda prevista en 2013.

El Departament de Economia, que dirige el conseller Andreu Mas-Colell, ha solicitado 9.073 millones de euros al fondo del Estado, lo que supondrá casi el 40% de los 23.000 millones previstos por el Gobierno central para todas las autonomías. La situación, muy complicada para las arcas de la Generalitat, se agrava porque el FLA todavía no se ha puesto en marcha, y el Govern se ha visto en la obligación de retrasar, de nuevo, pagos a los conciertos sanitarios y educativos. Y la paradoja, sonrojante para el Ejecutivo de Artur Mas, es que con el proyecto soberanista en marcha, la dependencia del Gobierno central para salir adelante día a día es ahora total.

Más dinero, si se permite más déficit

La petición obedece a una previsión que sigue el guión marcado. Es decir, el Goverm prevé destinar, de ese total solicitado, 7.684 millones para cubrir los vencimientos de deuda. El resto, 1.398 millones, será para cubrir el déficit previsto para 2013, del 0,7% del PIB. Y aquí viene el problema, que, de hecho, sería una solución.

La Generalitat trata por todos los medios de que el Gobierno central flexibilice el déficit para las autonomías si, a su vez, recibe la luz verde de Bruselas para que el conjunto de las administraciones públicas puedan tener más déficit. Si la Comisión Europea, en su reunión de mediados de febrero, permite que España pase del 4,5% de déficit al 5,5% o 6%, el Ejecutivo de Artur Mas presionará para que se traslade ese margen a las autonomías.

Por tanto, si la Generalitat logra el acuerdo, el mayor margen de déficit lo deberá cubrir también el FLA, con lo que esa cantidad de 9.073 millones podría ser superior.

El "nacionalismo" de la Comunidad de Madrid

Lo cierto es que la Generalitat no tiene otra fórmula para financiarse. Analistas del mercado no entienden, comparando las facilidades del FLA con los mercados financieros, cómo la Comunidad de Madrid decidió hace unos días buscar financiación para 2013 fuera del FLA. Se trata, como algunas fuentes consultadas han asegurado, de “nacionalismo madrileño”, en contra de los propios criterios del Gobierno central, que sabe que la financiación del FLA es más barata.

Madrid colocó toda la deuda que tenía autorizada por el Consejo de Ministros para 2013, 2.270,07 millones de euros, con intereses que oscilan entre el 5,8 y el 7,5 por ciento y a unos plazos de 5 y 13 años. El FLA, en cambio, ofrece las ayudas con el 5,65% de interés, y a diez años. Pero el gobierno autonómico de Madrid, con una mejor imagen en los mercados, quiso dejar claro que no dependía del fondo del Gobierno central.

Las demoras del Ejecutivo español

El Govern de la Generalitat, pese a todo, sigue considerando que el Gobierno central no hace los deberes. El conseller Mas-Colell ha expresado este martes su “perplejidad” por el hecho de que el Gobierno no haya puesto en marcha el FLA para 2013. Ello ha obligado a la Generalitat a retrasar el pago este mes a los hospitales y centros de atención primaria concertados, que han cobrado un 75% de lo previsto.

El pasado año, en 2012, la Generalitat ya pidió 5.370 millones de euros al FLA, correspondientes a los vencimientos de deuda del año y a las necesidades de financiación del objetivo de déficit autorizado, que era del 1,5% y que la Generalitat ya ha avanzado que superará, hasta el 2,3%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad