Novagalicia Banco registra pérdidas de 169 millones de euros

stop

La entidad de José María Castellano presentó un plan de recapitalización a la CNMV que contempla la entrada de inversores privados en un 20%

El director general de NGB ante un auditorio

02 de abril de 2012 (13:28 CET)

Novagalicia Banco, que está en el punto de mira de La Caixa, registró unas pérdidas durante el pasado año que ascienden a casi 169 millones de euros. Así se lo comunicó el pasado fin de semana a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). A pesar de esa cifra, la entidad dirigida por José María Castellano, obtuvo un beneficio en su resultado de explotación de casi 75 millones de euros en sus cuentas, que soportan 2.050 millones en saneamiento.

La noticia de las pérdidas registradas por la entidad financiera fue acogida con nerviosismo en la comunidad gallega debido al momento en el que se encuentra el banco, que busca inversores privados para iniciar un proceso de recapitalización y no ser absorbido. NCG atribuye sus malos números al intento de sanear las pérdidas provocadas por el sector del ladrillo.

El grupo de NCG también informó sobre la estrategia que ha aprobado de cara a su recapitalización, y que contempla la entrada de inversores privados minoritarios que superen el 20% del capital de la entidad.

Para ello, el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancario (Frob), que actualmente tiene el 90% del capital del banco, emitirá obligaciones convertibles en acciones de NCG, lo que será la primera fase de un proceso de desinversión completo. Todo esto, claro está, si el banco obtiene el visto bueno del Banco de España.

Preferentes

Debido a las cuentas del pasado año, la entidad informó de que no pagará las remuneraciones e intereses de las emisiones de participaciones preferentes y obligaciones subordinadas perpetuas. La noticia cayó como un jarro de agua fría encima de los cientos de afectados en Galicia por la compra de estos productos.

Los afectados conocieron la noticia justo dos días después de que varias docenas de ellos se colaran por sorpresa en la sede central de la Radio Televisión de Galicia, en Compostela, con el objetivo de manifestarse su enfado por la situación en la que se encuentran.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad