Archivan la denuncia contra Jácome por las donaciones en Democracia Ourensana

El Juzgado de Instrucción Número 3 de Ourense no ve pruebas que acrediten donaciones forzosas de sueldos a Democracia Ourensana

Gonzalo Pérez Jácome

El alcalde de Ourense, Gonzalo Pérez Jácome

El Juzgado de Instrucción Número 3 de Ourense da carpetazo a la denuncia interpuesta contra el alcalde de Ourense, Gonzalo Pérez Jácome, por el supuesto pago de «donaciones forzosas» a Democracia Ourensana.

La titular del juzgado ha archivado esta denuncia presentada en agosto de 2020 por un exasesor de la formación ourensana, que acusaba al regidor de la tercera ciudad gallega de exigirle una donación forzosa de su sueldo y pagas extras, aportaciones de dinero que efectuó entre diciembre 2019 y abril 2020. Además, afirmó que esta práctica afectaba a la mayoría del personal eventual asignado al Grupo de Democracia Ourensana del Ayuntamiento.

A la denuncia se sumaba, además, el escrito presentado ante la Fiscalía por los concejales que abandonaron Democracia Ourensana, que acusaban a Jácome de irregularidades en la gestión de fondos públicos por parte del partido, algo que, sin embargo, la titular del Juzgado de Instrucción Número 3 de Ourense ha considerado que no queda acreditado que el «favor de naturaleza económica» realizado por el denunciante se haga para efectuar su contratación.

«Denuncia sin base alguna»

«No consta mensaje o grabación alguno por el que se comprometiera a efectuar la contratación en consideración a tal favor ni ninguno de los testigos relatan que se condicione el nombramiento a tal entrega», señala el fallo judicial, que indica también que «tampoco queda acreditado que hubiera acuerdo previo o simultaneo».

Además, el juzgado indica que no concurre prueba de la vinculación de las donaciones denunciadas con el nombramiento por parte del alcalde del personal. «Todo el personal eventual a excepción del denunciante afirmó en el carácter voluntario de las donaciones y en segundo lugar, ninguno de ellos, incluido el denunciante, afirma una vinculación de las mismas con su nombramiento», subraya, antes de apuntar que, en lo relativo a la gestión de los recursos de los grupos de Democracia Ourensana en el Concello o la Diputación de Ourense corresponde al Tribunal de Cuentas. Todo ello «sin perjuicio de que si de ellas resultare algún ilícito (los testigos declaran que fueron enviadas al Tribunal de Cuentas diversa documentación) den lugar al procedimiento correspondiente».

El alcalde de Ourense, Gonzalo Pérez Jácome, ha celebrado el auto y considera que su lectura es «absolutamente demoledora» y «corrobora» que se «trataba de una denuncia sin base alguna». Asimismo, señala que estas acusaciones respondían a «una trama» para tratar de arrebatarle la Alcaldía de Ourense. «Siempre mantuve una total tranquilidad e intuía que archivarían la causa, sin siquiera tener que declarar», ha manifestado.