El extraño silencio de Duran Lleida

stop

El líder de Unió Democràtica está en contra del proceso independentista de Mas y espera novedades judiciales sobre el caso de Oriol Pujol

02 de octubre de 2012 (12:58 CET)

Desde poco antes de la Diada, Josep Antoni Duran Lleida, el líder de Unió Democràtica de Catalunya y secretario general de Convergència i Unió, ha adoptado una postura de bajo perfil público.

¿La razón? Toda la prensa lo atribuye a su distancia con respecto a los planteamientos soberanistas que sus socios de la federación han puesto en marcha y sus diferencias con la agenda que se han marcado para conseguirlos.

No obstante, desde la propia CDC se utilizan otros argumentos (menos buenistas) para justificar lo que sucede. De acuerdo con ellos, Duran estaría retirado de la escena pública para esperar dos acontecimientos que podrían darle mayor relevancia en el corto y medio plazo, según explican fuentes de la coalición de partidos.

Por un lado, una eventual imputación del secretario general de CDC, Oriol Pujol, en el llamado caso de las ITV. Por otro, un fracaso en la operación de Mas que aúna las elecciones autonómicas y el horizonte independentista. Horizonte con el que, por otra parte, Duran Lleida está en absoluto y conceptual desacuerdo.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad