Albert Ballesta dimite como alcalde de Girona después de cerrar un pacto con el PSC

stop

Se va con duros reproches a ERC, a los que ofreció entrar en el gobierno municipal, y con alabanzas al PSC, que ha aceptado su propuesta

Albert Ballesta tomó hace un mes posesión del cargo de alcalde de Girona / EFE

Barcelona, 08 de marzo de 2016 (13:20 CET)

Albert Ballesta ha dimitido como alcalde de Girona después de llegar a un acuerdo de gobierno con el PSC. Los socialistas no han impuesto su salida, sino que ha sido una decisión personal de Ballesta, que llegó a la alcadía hace poco más de un mes para substituir Carles Puigdemont.

Ballesta reprochó la actitud de ERC, el primer grupo de la oposición, que rechazó todas las propuestas para formar gobierno. Incluso les acusó de "demagogia".

El acuerdo con los republicanos "no ha sido posible en la etapa del alcalde Puigdemont ni tampoco ahora", constató Ballesta, que no ha admitido preguntas de los periodistas en el acto en el que anunció su dimisión.

Acuerdo con los socialistas

Ballesta ha anunciado que ha llegado a un acuerdo con el PSC para "gobernar conjuntamente", que será anunciado esta tarde por la futura alcaldesa, la convergente Marta Madrenas, y por la concejal socialista Sílvia Paneque.

"La voluntad del PSC ha sido sincera desde el primer contracto", indicó Ballesta, el cual agradeció a los socialistas "el sentido de ciudad" porque les habría sido "más cómodo y rentable" mantenerse en la oposición.

Paso al lado

Ballesta indicó que ante la situación de bloqueo del gobirno municipal, en que "cada pleno se convertía en un espectáculo", debía buscar un acuedo, que no fue posible con ERC, su primera opción, sino con los socialistas.

"Ahora que he conseguido un buen pacto de gobierno, ahora es el momento de dar un paso al lado y dejar el Ayuntamiento como alcalde y como concejal". Con estas palabras, Ballesta anuncia su adiós político.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad