Bárcenas se defiende acusando a los secretarios generales del PP

stop

DOBLE CONTABILIDAD DEL PARTIDO CONSERVADOR

El ex tesorero del PP Luis Bárcenas en la Audiencia Nacional, en una imagen de archivo. /EP

en Barcelona, 30 de marzo de 2015 (18:25 CET)

Luis Bárcenas vuelve a disparar contra el PP. Y lo hace con una argumentación de cajón: si la justicia acusa al partido de fraude fiscal tendrá que buscar a otro culpable porque él no hacía las liquidaciones del partido ante Hacienda.

Eran los administradores del PP, los secretarios generales, los responsables de declarar o no los donativos que recibían de los empresarios.

Los responsables son los que designa el congreso

Esta es la defensa de Bárcenas frente a las acusaciones de Ruz sobre presuntos delitos fiscales por la gestión de la caja B del partido. Él, según dice, nunca se encargó de esas funciones, sino que eran los "administradores o legales representantes" del PP, a los que su congreso nacional atribuye "las más amplias competencias para la administración, disposición y representación de los bienes e intereses del partido".

Ruz atribuye al PP haber colaborado en un fraude fiscal de la empresa de arquitectura Unifica por pagarle con dinero negro la reforma de la sede de la calle Génova, y cree que hay indicios de otro delito fiscal, en calidad de autor, por los donativos de empresarios que Bárcenas anotó en 2008 en su contabilidad manuscrita y que no se tributaron en el impuesto de sociedades.

En los 18 años que Bárcenas tuvo responsabilidades en la tesorería del PP fueron secretarios generales Francisco Álvarez-Cascos, Javier Arenas, Mariano Rajoy, Ángel Acebes y María Dolores de Cospedal.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad