La líder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas, arranca lazos amarillos en el pueblo de Carles Puigdemont, el 16 de febrero de 2019. Foto: EFE/RT

Cs acaba su acto en el pueblo de Puigdemont arrancando lazos amarillos

stop

Los vecinos de Amer, el pueblo de Puigdemont, vuelven a colocar los lazos amarillos en la plaça de la Vila

Alessandro Solís

Economía Digital

La líder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas, arranca lazos amarillos en el pueblo de Carles Puigdemont, el 16 de febrero de 2019. Foto: EFE/RT

Barcelona, 16 de febrero de 2019 (13:47 CET)

Inés Arrimadas y los otros 35 diputados de Ciudadanos en el Parlament han celebrado un acto en Amer, el pueblo de Carles Puigdemont, que se extendió durante una media hora y que concluyó con un intento de retirada de lazos amarillos revertido por los propios vecinos, que inmediatamente los volvieron a colocar en la plaça de la Vila.

La retirada de este símbolo usado por el independentismo para exigir la liberación de los políticos catalanes presos ha sido común en varios actos de Cs, y en esta ocasión ocurrió en una plaza en la que está colgada una gran pancarta con el rostro de Puigdemont. A escasos 100 metros del lugar se encuentra la pastelería de la familia del ex president fugado.

El acto de Cs en Amer acaba sin incidentes

Los diarios catalanes se han hecho eco del acto. Mientras El Nacional divulgó imágenes del "quitapón" de lazos amarillos, El Món informó de que el acto duró menos de media hora y acabó sin incidentes, aunque hubo conatos de tensión cuando un pequeño grupo de vecinos gritaron consignas dirigidas a los diputados de la formación.

Según estos informes, una mayoría de vecinos de Amer ignoraron el acto de Cs, "hasta el punto que cuando llegaron, poco antes de las 12:00 del mediodía, los comercios de la plaza bajaron las persianas y no las volvieron a abrir hasta que la líder del partido en la cámara catalana, Inés Arrimadas, terminó de dar sus declaraciones a los medios".

Arrimadas lamentó que los símbolos independentistas "invadan" las calles de Amer y otras poblaciones, mientras los Mossos d'Esquadra hacían un despliegue de unidades Brimo en todo el centro de la localidad, con una furgoneta en la propia plaza. Arrimadas también celebró que las elecciones del 28-A abrirán "una nueva etapa política en España".

El independentismo, en una solicitud articulada por la Assemblea Nacional Catalana (ANC), pidió a los vecinos de Amer no caer presa de la "provocación" del partido naranja e ignorar el acto, y los vecinos hicieron caso. También se canceló una "botifarrada" convocada por los Comités de Defensa de la República (CDR) para protestar por la visita.

El acto de Cs en Amer fue el primero del partido tras el avance electoral anunciado el viernes por Pedro Sánchez. En el pueblo casi el 85% del voto es independentista, y en las últimas elecciones la formación naranja consiguió un 8,21% de los sufragios de la localidad.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad