El director de Antifrau fulmina a su número dos

stop

Maite Masià fue fichada por el exdirector de la Oficina, Daniel de Alfonso, y está presuntamente implicada en el caso de las ITV 

Maite Masià, antigua número dos de la Oficina Antifrau. Foto: EFE.

Barcelona, 16 de septiembre de 2016 (18:23 CET)

El nuevo director de Antifrau, Miguel Ángel Gimeno, trata de hacer borrón y cuenta nueva en la institución. La oficina está salpicada por la polémica desde que se conocieron las grabaciones de su antecesor, Daniel de Alfonso, en las que conspiraba con el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, para inculpar a políticos soberanistas en casos de corrupción.

Embarcado en esta tarea de limpieza de la reputación de la institución, Gimeno ha destituido a su número dos, Maite Masià, cuestionada desde su nombramiento en 2014 por sus vínculos con Convergència Democràtica y por su presunta vinculación con el caso de las ITV

En conversaciones pinchadas por la Policía, el empresario imputado Sergi Alsina, amigo íntimo de Oriol Pujol, se dirige a Masià para preguntarle sobre la concesión de una subvención vinculada al plan de eficiencia energética en el que la supuesta trama de las ITV pretendía extender sus negocios.

Masià, fichada por el director dimitido, fue tras la dimisión de De Alfonso la directora interina del organismo creado por el Parlament para investigar casos de corrupción en la comunidad. Al estallar el escándalo compareció en el Parlament, donde se desmarcó del exdirector de la entidad. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad