Una cola de clientes a la espera de entrar en un comercio de la Gran Vía de Barcelona este miércoles, undécima jornada del estado de alarma. /EFE/Toni Albir
stop

Las pymes y los autónomos pierden un 75% de los ingresos habituales desde la entrada en vigor del estado de alarma

Josep Maria Casas

Economía Digital

Una cola de clientes a la espera de entrar en un comercio de la Gran Vía de Barcelona este miércoles, undécima jornada del estado de alarma. /EFE/Toni Albir

Barcelona, 25 de marzo de 2020 (14:10 CET)

La situación de las pymes es dramática. El 55,6% de las pequeñas y medianas empresas catalanas tiene previsto realizar un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) según se desprende de una encuesta de Pimec, la patronal que preside Josep González.

Las pymes y los autónomos catalanes están perdiendo el 75% de sus ingresos desde la aplicación del estado de alarma. Con tan solo una cuarta parte de los ingresos habituales, muchos se ven obligados a presentar un ERTE.

Además, el 55,2% de las pymes afirma que planea recurrir a las líneas de financiación adicional extraordinaria de organismos públicos como el ICO o el Instituto Catalán de Finanzas (ICF). En el caso de los autónomos, son el 86,2% los que piensan solicitar este tipo de créditos.

En la misma línea de la patronal Foment del Treball, Pimec también “lamenta” que el consejo de ministros de este martes no aprobara medidas que son “absolutamente necesarias” como la suspensión de las liquidaciones fiscales y de las cuotas de la seguridad social. Consideran que el Gobierno de Pedro Sánchez está poniendo el peligro la supervivencia de muchas empresas y puestos de trabajo.

Afectciones económicas

Pimec constata que cerca del 90% de pymes y autónomos catalanes sufre algún tipo de afectación derivada coronavirus. Concretamente, un 89,8% del tejido empresarial catalán registra una contracción en las ventas o una anulación de las reservas, que en un 74,4% es de más de un 20%.

Un 53,2% advierte problemas con los aprovisionamientos, mientras que otro 38,1% los tiene con los stocks. Además, un 75% indica que está experimentando tensiones de tesorería y un 33,4% que sufre un aumento de bajas laborales.

Solo en Cataluña, si el confinamiento se mantiene durante cuatro semanas, se dejarán de generar unos ingresos de explotación de 46.800 millones de euros, que equivalen al 9,4% anual, según el informe elaborado a partir de los datos de la encuesta.

Esta encuesta se realizó entre los días 20 y 23 de marzo a 2.067 pymes y autónomos catalanes.

Ante esta situación, Pimec exige medidas fiscales al Gobierno. Este miércoles insistió en la suspensión de liquidaciones fiscales y de las cuotas de la seguridad social.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad