Junqueras responsabiliza a Mas de la recolocación del ex director de Infraestructuras

stop

La conselleria de Economia asegura que todas las decisiones sobre Josep Antoni Rosell las tomó el anterior Govern y está estudiando el caso

Artur Mas y Oriol Junqueras en un acto de Junts pel Sí

Barcelona, 11 de febrero de 2016 (13:19 CET)

Ante la primera crisis de su nuevo negociado, el vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras, mira hacia la herencia recibida, como hizo el Govern de Artur Mas con el Tripartit. La diferencia es que ahora la herencia es Mas, socio de Junqueras en Junts pel sí y presidente de CDC, el partido que lidera el Govern.

La conselleria de Vicepresidència, Economia i Hisenda responsabiliza al anterior ejecutivo catalán de la recolocación de Josep Antoni Rosell, ex director general de Infraestructures de Catalunya. Rosell fue detenido en octubre por su presunta implicación en el caso 3%, que investiga el pago, por parte de empresarios, de comisiones a CDC cambio de adjudicaciones de concursos públicos.

Rosell es ahora responsable del proyecto de actuaciones internacionales y de investigación e innovación de la empresa pública, pero quien le ha dado estas funciones no ha sido Junqueras sino el anterior Govern, según se ha defendido el vicepresidente económico catalán.

Sin cargo

En un comunicado difundido este jueves, Economia asegura que "todas las decisiones sobre la situación actual del trabajador Josep Antoni Rosell se tomaron antes de la toma de posesión del nuevo Govern de la Generalitat". En el mismo documento, explica que se apartó a Rosell de su cargo el 27 de octubre de 2015, aunque no especifica desde cuando desarrolla sus actuales funciones.

Fuentes de la conselleria han explicado que, desde entonces, Rosell no tiene ningún cargo sino que es un empleado más de la empresa, aunque sí desarrolla unas funciones concretas. Infraestructures de Catalunya le abrió un expediente, que todavía está en curso, "para evaluar la actuación general de la compañía y certificar que no ha cometido ninguna irregularidad durante el tiempo en el que Rosell ocupó el cargo".

Este martes 9 de febrero, el consejo de administración de la empresa pública ratificó el nombramiento de Joan Jaume Oms como su presidente, por lo que será en él en quien caerá la responsabilidad de "tomar las decisiones que crea oportunas" respecto a la continuidad de Rosell, cuando se resuelva el expediente interno.

Uno de los principales implicados

Rosell fue detenido en octubre, junto con el tesorero de CDC, Andreu Viloca, después del registro de la sede del partido de Artur Mas, por el caso de presunto pago de comisiones a cambio de obra pública. Además de dirigir Infraestructures de Catalunya, Rosell también presidía la mesa de contratación de la empresa, la principal adjudicataria del país.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad