Puigdemont y la CUP tardan 15 minutos en desmantelar el Parlament.  La presidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell (c), acompañada de los diputados de Junts pel Sí Jordi Turull (2d), y Roger Torrent (d) y de la CUP, Mireia Boya (i), el secretari

Los juristas de la Generalitat censuran la ley de desconexión exprés

stop

El Consejo de Garantías duda de la viabilidad de la ley de desconexión exprés que impulsan Junts pel sí y la CUP

Economía Digital

Puigdemont y la CUP tardan 15 minutos en desmantelar el Parlament. La presidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell (c), acompañada de los diputados de Junts pel Sí Jordi Turull (2d), y Roger Torrent (d) y de la CUP, Mireia Boya (i), el secretari

Barcelona, 06 de julio de 2017 (17:23 CET)

Las pretensiones del bloque independentista están de nuevo cuestionadas. Esta vez, la crítica llega desde un organismo adscrito a la Generalitat. El Consejo de Garantías Estatutarias ha censurado la maniobra que pretendía al entender que aprobar en un solo día la ley de transitoriedad jurídica y ley de referéndum vulnera preceptos constitucionales.

En concreto, el órgano jurídico avisa de que la redacción de la ley vulnera el derecho de participación política recogido en la Constitución. Lo hace al no contemplar que este mecanismo está reservado para iniciativas legislativas simples y no estructurales.

Además, el organismo legislativo avisa de que en caso de que se utilice la lectura única se deberán seguir los trámites habituales de las iniciativas legislativas. En primer lugar, se admitirá por la mesa del parlamento, seguidamente se publicará la iniciativa y, por último, se garantizará la posibilidad a los grupos de pedir un dictamen al Consejo de Garantías Estatutarias.

Junts pel sí y la CUP tratan de sortear la intervención del TC

En una de sus argumentaciones, la resolución apunta: "Hay que tener presente que la realización de la democracia parlamentaria radica en buena medida en las garantías del procedimiento". Por lo que, según este organismo, se debe "actuar con carácter instrumental".

La resolución había sido solicitada por el grupo socialista y el de Ciudadanos, a raíz del impulso en solitario de la reforma por parte de Junts pel sí y la CUP. La pretensión de los independentistas era tramitar en un sólo día la ley de transitoriedad para sortear el veto del Tribunal Constitucional (TC).  La propuesta pasaba por que los grupos parlamentarios pudieran, tal como hace el Gobierno, aprobar en un solo debate las iniciativas legislativas.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad