Torra conversa de pie con el conseller de Interior, Miquel Buch, en el Parlament. Foto: EFE/MP

Caos en el gobierno de Torra: sin respuestas a los disturbios

stop

El Govern suspende una rueda de prensa anunciada por el conseller de Interior, mientras Torra abandona la Generalitat y se une a las marchas civiles

Barcelona, 16 de octubre de 2019 (12:43 CET)

Los disturbios del martes por la noche han exacerbado las tensiones internas en el gobierno de Quim Torra, que sigue sin reaccionar tras los altercados y ha tenido que desconvocar una rueda de prensa ante la incapacidad de consensuar un mensaje interno. 

El cortocircuito entre las llamadas del propio president a protestar en la calle y las cargas de los Mossos d'Esquadra tanto el lunes en el aeropuerto de El Prat como el martes en el centro de Barcelona ha colocado nuevamente en el ojo del huracán al conseller de Interior, Miquel Buch, cuya gestión hace tiempo que no satisface al sector del govern más cercano a los planteamientos de Carles Puigdemont. Es decir, el que encabeza el propio Torra.

La situación se ha traducido en el desconcierto en que se ha sumido el ejecutivo catalán este miércoles por la mañana. Torra y Buch se han reunido en el Palau de la Generalitat a las 9.30 horas, en una cita a la que han acudido también el vicepresidente y hombre fuerte de ERC en el govern, Pere Aragonès, y la consellera de Presidencia, Meritxell Budó, y la Generalitat ha anunciado inicialmente una comparecencia sin preguntas del conseller de Interior a las 10.30 horas.

Los tumbos del gobierno de Torra

Ante las críticas encajadas en las redes por negarse a responder las preguntas de los periodistas, el Govern ha rectificado y ha convocado finalmente una rueda de prensa a las 11.00 horas. Pero tampoco ha sido así.

El departamento de Interior ha optado por posponerla con el argumento de que la reunión se alargaba, y finalmente, pasadas las 12.00 horas, la ha suspendido hasta nueva orden alegando que el encuentro en la Generalitat seguía alargándose. 

Y eso a pesar de que Torra había abandonado el Palau de la Generalitat poco después de las 11.30 para unirse a una de las llamadas "marchas por la libertad" convocadas por la Assemblea Nacional Catalana (ANC), la que salía desde Girona, con lo que el encuentro ha proseguido sin él. Buch ha abandonado finalmente la sede del gobierno catalán una hora después que el president.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad