La alcaldesa Ada Colau con el próximo ministro Manuel Castellseste martes en el Congreso de los Diputados antes de iniciarse la sesión de investidura de Pedro Sánchez. Les acompañan los diputados de En Comú Podem Gerardo Pisarello, Jaume Asens y Jéssica A

El ministro de Colau: el recordman de los asesores

stop

La alcaldesa Ada Colau coloca como ministro al sociólogo Manuel Castells, que en 2017 cerró su gabinete de estudios sociológicos tras años de pérdidas

Josep Maria Casas

Economía Digital

La alcaldesa Ada Colau con el próximo ministro Manuel Castellseste martes en el Congreso de los Diputados antes de iniciarse la sesión de investidura de Pedro Sánchez. Les acompañan los diputados de En Comú Podem Gerardo Pisarello, Jaume Asens y Jéssica A

Barcelona, 08 de enero de 2020 (04:55 CET)

La alcaldesa Ada Colau ha colocado al sociólogo Manuel Castells, de 77 años, como nuevo ministro del gobierno de Pedro Sánchez. Tanto Colau como Castells estaban este martes entre el público que acudió a la sesión de investidura del presidente en el Congreso de los Diputados.

Castells es un coleccionista de cargos y honores. Ha asesorado a gobiernos y organizaciones de medio mundo aunque, en los últimos tiempos, ha reducido su actividad pública.

En enero de 2017, hace precisamente dos años, incluso liquidó su empresa de estudios sociales, Strategic Thinking SL, en la que él y su esposa, Emma Kiselyova, se turnaron como administradores únicos.

Strategic Thinking es un misterio. Su actividad declarada es la investigación en ciencias sociales. Supuestamente, Castells y su esposa la utilizaron para facturar algunas de sus actividades, aunque desde 2010 sus ingresos nunca superaron los 52.000 euros anuales y casi siempre cerró con pérdidas. Finalmente, la liquidaron.

Tanto  Castells como Kiselyova están vinculados a la Universitat Oberta de Catalunya (UOC). Pese a tratarse de una institución privada, forma parte de la Asociación Catalana de Universidades Públicas y su patronato integra a representantes de la Generalitat. Castells se mantiene como catedrático y director de investigación del departamento de sociología de la UOC, mientras que Kiselyova fue hasta 2015 su directora de relaciones internacionales.

El ‘multicatedrático’ Castells

Castells también es catedrático de dos universidades californianas: de comunicación en la University of Southern California y de planificación urbana, en la de Berkeley. Además, hasta 2018 dio clases como profesor visitante en multitud de universidades. Ostenta 22 honoris causa, el último concedido por la Universitat de Barcelona en 2017.

Según su currículum, Castells ostenta una marca difícil de superar por lo que respecta a cargos universitarios y de asesor en todo tipo de consejos. Sigue figurando en la actualidad como miembro del consejo asesor de análisis económico de La Caixa y del disruptive council de Telefónica, formado por gurús que reflexionan sobre la evolución de la sociedad. Además, también asesora al gobierno de Chile y a la ONU.

A la sombra de los gobiernos socialistas

Castells ha formado parte de decenas de órganos asesores cuando dependían de administraciones gobernadas por los socialistas. Entre estos, destaca los consejos de expertos sobre la competitividad de la economía catalana –creado por el expresidente Pasqual Maragall en 2004–, sobre la política energética de la Generalitat –impulsado por José Montilla en 2008–­ o los de telecomunicaciones y de la sociedad de la información –promovidos por el ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero–. El tripartido de Maragall incluso le concedió la Creu de Sant Jordi, la máxima distinción de la Generalitat.

Pese a que durante años trabajó para administraciones socialistas, en las elecciones municipales de 2011 pidió públicamente el voto para el convergente Xavier Trias, que en aquellos comicios conquistó la alcaldía de Barcelona. Mediante una carta abierta, Castells calificó el programa de Trias de “completo” e “innovador”.

En las municipales de cuatro años después, Trias sucumbió ante Colau. Precisamente, el partido de la actual alcaldesa de Barcelona es el que ahora colocará a Castells en el gobierno de Pedro Sánchez, como más que probable titular de la cartera de universidades.

Tensión entre los rectores

Pese a sus múltiples conexiones con el mundo universitario, Castells puede encontrarse con la oposición firme de los rectores de las universidades públicas españolas. Hace unas semanas difundieron un comunicado muy crítico con los planes del Gobierno de disgregar el área de universidades del de ciencia para dar así un ministerio más a Podemos. Los rectores advirtieron a Sánchez de que no separe los ámbitos de ciencia y universidades para contentar a Pablo Iglesias y Ada Colau.

Una de sus facetas menos conocida es la de conferenciante, pese a que desarrolla una gran actividad en este campo. En 2018, impartió conferencias en las ciudades de Los Ángeles, San Francisco, Bogotá, Medellín, Rosario, Milán, París y para las universidades de México y Sudáfrica, además de en Barcelona, Tarragona y San Sebastián. No constan las conferencias que pronunció el año pasado.

En su currículum precisa que ha sido asesor “pro bono”, o sea, gratis, para los gobiernos de Chile (en la etapa de Salvador Allende y Ricardo Lagos), Nicaragua (durante el sandinismo), Rusia (con Boris Yeltsin), China, México, Brasil, así como la para la Junta de Andalucía o para el principado de Asturias. Sin embargo, en el resto de actividades no precisa la retribución.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad