Mas a Rivera: "Espero que no gobierne en España, porque es usted un ignorante"

stop

Fin de ciclo en el Parlament

Artur Mas, presidente de la Generalitat

en Barcelona, 22 de julio de 2015 (17:38 CET)

La última sesión plenaria de esta legislatura se ha saldado con un tomo muy bronco, que anticipa una campaña electoral más que crispada. La oposición ha hecho un balance muy negativo de la gestión  de Artur Mas durante esta legislatura y el president, lejos de hacer autocrítica ha sacado toda la artillería contra sus rivales políticos.

Mas ha sido especialmente duro con el líder de Ciutadans, Albert Rivera, a quien ha llamado "ignorante" en varias ocasiones. "Espero que usted no tenga responsabilidades de Gobierno en España, porque es un ignorante", ha espetado el president a Rivera en un todo bastante agresivo.

Arrimadas pide amparo a De Gispert

La declaración ha sido tan subida de tono, que la portavoz de Ciutadans, Inés Arrimadas, ha pedido la palabra para rogar a la presidenta del Parlament, Núria de Gispert, que no permita insultos en el hemiciclo. Pero De Gispert no ha atendido los ruegos de la joven ciudadana y ha declarado que lo de Mas "no son insultos personales".

Para la presidenta de la Cámara, insultos son los que algunos diputados de PP y Ciutadans han vertido sobre CDC y sobre Artur Mas a lo largo de la legislatura acusándolos de corrupción. Tras la intervención de De Gispert, el tono del debate ha bajado un   poco.

Ironías contra Herrera

Pero no se ha serenado. Mas ha tenido ocasión de ironizar sobre el hecho de que Joan Herrera, el líder de ICV, no vaya a ser el candidato de su partido a las elecciones del 27 de septiembre, porque los ecosocialistas se han aliado con Podemos y están buscando un cabeza de lista alternativo.

El president también ha mostrado cierta agresividad contra la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, aunque con menos intensidad que en sesiones anteriores. Sánchez-Camacho quiere aprovechar que el grupo de CiU en el Parlament ha perdido 10 diputados tras divorciarse de Unió.

Intento de censura del PP

Ahora, CDC y ERC están en minoría con sólo 61 parlamentarios, cuando la mayoría absoluta se sitúa en 68. Por eso, la popular pretende poner una moción de censura y, en alianza con el PSC, Ciutadans e ICV, cambiar de presidente. Su propuesta no tendrá recorrido, porque ninguno de estos partidos se ha sumado al proyecto.

Después le ha tocado el turno de pregunta al primer secretario del PSC, Miquel Iceta, quien ha acusado a Mas de "esconderse" tras otras personas en la campaña electoral. Y es que Mas será el número cuatro de su famosa lista conjunta. Tendrá por delante a Raül Romeva, Carme Forcadell y Muriel Casals. Esa posición impedirá que vaya a los debates y, por tanto, no tendrá que dar explicaciones sobre su gestión al frente del Govern.

Iceta acusa a Mas de "esconderse"

"No me escondo en absoluto", ha respondido Mas a Iceta escudándose en la idea de que éstas son unas "elecciones plebiscitarias" y, por tanto, "no se puede jugar en ellas con los parámetros tradicionales".

Ha cerrado el turno de preguntas el líder de ERC, Oriol Junqueras. Se da la extraña circunstancia de que Junqueras es al mismo tiempo líder de la oposición y aliado de Mas en la famosa lista única. Por eso, el republicano ha tratado de hacer una pregunta híbrida. No quería aparecer como el que le hace la pelota a Mas, pero tampoco como su enemigo.

Junqueras se ha liado con su ambigüedad y ha recurrido a unos números macroeconómicos con el trasfondo del España nos roba, que no han acabado de entenderse, por lo que su última intervención en el Parlament ha pasado con más pena que gloria.               

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad