De izquierda a derecha, Pedro Sánchez; la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera; y los secretarios generales de la UGT, Camil Ros, y CC.OO, Javier Pacheco. /EFE/Andreu Dalmau

Presupuestos: Sánchez halla un aliado en la pequeña empresa catalana

stop

La patronal de las pymes catalanas pide a los partidos independentistas que apoyen los presupuestos de Pedro Sánchez

Josep Maria Casas

Economía Digital

De izquierda a derecha, Pedro Sánchez; la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera; y los secretarios generales de la UGT, Camil Ros, y CC.OO, Javier Pacheco. /EFE/Andreu Dalmau

Barcelona, 06 de febrero de 2020 (20:36 CET)

Pedro Sánchez no se reunió este jueves solo con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, sino también con representantes de los sindicatos, patronales y asociaciones empresariales. Y encontró un aliado en Josep González, presidente de Pimec, que abogó porque los partidos políticos catalanes faciliten a Sánchez la aprobación de los presupuestos generales del Estado.

El presidente de las Pymes catalanas recordó que si se aprueban los presupuestos del Estado, esto también repercutirá en las comunidades económicas y, en consecuencia, en el tejido empresarial. Animó, en este sentido, a las fuerzas políticas catalanas a apoyar las cuentas de Sánchez.

En rueda de prensa, González indicó que encontró un presidente del Gobierno muy “receptivo”. Hablaron de formación profesional, universidades, impuesto de sociedades, la fiscalidad de las pymes, planes industriales, agricultura y, especialmente, de la morosidad. Incluso le pidió apoyo para que los Juegos Olímpicos de Invierno de 2030 se celebren en el Pirineo.

Todos los agentes sociales que en la tarde de este jueves se reunieron con el presidente del Gobierno –Pimec, Barcelona Global, UGT y CC.OO– para aplaudir su diálogo con Torra, tal y como había diseñado Moncloa. 

UGT y CC.OO celebran el diálogo entre Sánchez y Torra

Al fin y al cabo, UGT y CC.OO siempre defendieron el diálogo para solucionar el conflicto político catalán. Los secretarios generales de los dos sindicatos, Camil Ros y Javier Pacheco, valoraron positivamente el inicio del diálogo entre Pedro Sánchez y Quim Torra.

Sánchez se reunió este jueves con los líderes de las dos grandes sindicatos catalanes en la Delegación del Gobierno en Cataluña después de que por la tarde se reuniera con Torra. Este encuentro se enmarca en una serie de contactos que Sánchez mantuvo con los agentes sociales catalanes para no dejar la idea de que únicamente ha acudido al encuentro del líder independentista. 

Beneficios penitenciarios

El secretario general de UGT de Cataluña recalcó que en este diálogo político “hace falta generosidad, tiempo y discreción”. Por esto motivo, apostó por no “meterles más presión”. No obstante, tanto Ros como Pacheco se mostraron favorables a que se concedan beneficios penitenciarios a los políticos independentistas encarcelados.

Luego, los dos líderes sindicales explicaron que la reunión que mantuvieron con Sánchez se centró en cuestiones laborales y sociales. Al conflicto político le dedicaron menos de una tercera parte del tiempo de la entrevista, según dijeron.

Si en el conflicto político evitan meter presión, en el laboral, es todo lo contrario. Siguen batallando para la derogación de la reforma laboral. Esperan que la ministra de Trabajo presente medidas concretas. No obstante, de sus palabras queda claro que el Gobierno plantea una derogación parcial. Indicaron que Sánchez se mostró convencido de que la CEOE la aceptará.

Otras cuestiones que se plantearon fueron las pensiones –volver a la mesa del pacto de Toledo en el punto donde quedaron las negociaciones cuando se convocaron elecciones –, los accidentes laborales y la situación de Nissan.

Sobre Nissan, reconocieron las dificultades aunque se mostraron esperanzados en que la negociación de las administraciones implicadas –entre ellas el Gobierno de España y la Generalitat– con la matriz japonesa de sus frutos.

Reunión con Barcelona Global

Antes de su encuentro con los líderes de los dos principales sindicatos catalanes, Sánchez se reunió con el lobby empresarial Barcelona Global, que preside el hotelero Pau Guardans. Este reclamó a Sánchez que apueste por las grandes ciudades. Concretamente, le planteó la creación de una comisión delegada del Gobierno para las grandes ciudades que resuelva problemas como la movilidad o el turismo.

Guardans también planteó a Sánchez la necesidad de “un nuevo paso adelante” en la gobernanza del área metropolitana de Barcelona. Indicó que las competencias de Barcelona y del organismo metropolitano son limitadas.

Aunque señaló que Madrid y Barcelona deben colaborar más que competir. En este sentido, indicó que la capital española parte con ventaja en la gobernanza a causa de la fragmentación municipal del área metropolitana de Barcelona, formada por 36 municipios.

Apuntó que es imposible afrontar el nuevo urbanismo o la vivienda asequible sino se integra la solución de estos problemas en una “gobernanza metropolitana”. Insistió en que la existencia de 36 ayuntamientos en el área metropolitana de Barcelona constituye un “freno”.

Guardans pidió a Sánchez que ayude a promocionar a Barcelona en el mundo. Y también le reclamó más colaboración con las instituciones culturales (Liceu, Macba, Auditori,…) de la ciudad porque así también se la promociona en el mundo.

Precisó que no hablaron de la aprobación de los presupuestos del Estado, aunque las propuestas que le plantearon necesitan que se concreten en las cuentas. Subrayó las ventajas de que todas las administraciones públicas consigan aprobar sus presupuestos. Después de la aprobación de los presupuestos del Ayuntamiento de Barcelona, ahora le toca a la Generalitat y el Gobierno de España.

Guardans abrió este jueves por la tarde la ronda de contactos que Sánchez mantuvo con los agentes económicos catalanes. Por parte de Barcelona Global, en la reunión también participaron sus vicepresidentes vicepresidents Lluis Seguí (Miura Private Equity), Teresa Garcia-Milà (Barcelona Graduate School of Economics) y Jaume Oliu (Banc Sabadell); así como los presidentes de honor Gonzalo Rodés (ISP) y Marian Puig (ISDIN); además de su consejero delegado, Mateu Hernández.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad