El portavoz de los comunes, Joan Mena, atendiendo a los medios. EFE/Alejandro García

Portazo de los comunes al último globo sonda de ERC

stop

Los comunes descartan integrarse en un gobierno de concentración como respuesta a la sentencia del 1-O y tachan la propuesta de Torrent de "electoralista"

Barcelona, 02 de septiembre de 2019 (13:17 CET)

En Catalunya en Comú Podem no están por la labor de integrarse en un gobierno de concentración constituido a la manera de respuesta a la sentencia del Tribunal Supremo en la causa del procés. Este lunes, los comunes han considerado "electoralista" la iniciativa, de la que el independentismo hace semanas que habla y que el sábado el presidente del Parlament y uno de los hombres fuertes de ERC, Roger Torrent, puso sobre la mesa como opción tras la sentencia.

El portavoz de CECP, Joan Mena, pidió a Torrent que "no disfrace de propuesta política lo que es un fracaso del gobierno de la Generalitat" que integran Esquerra y Junts per Catalunya (JxCat), y subrayó que mucho tiene que llover para que los comunes acepten compartir gobierno con los posconvergentes.

Mena enmarcó el globo sonda lanzado por Torrrent en el desencuentro entre ambos socios del govern Torra respecto de la respuesta a dar a la sentencia.

De hecho, la del gobierno de concentración, en el que según el planteamiento de Esquerra podrían tener cabida tanto los comunes como la CUP, es una alternativa que los de Oriol Junqueras ponen sobre la mesa a la propuesta en la que más han insistido hasta ahora, la de dar por finiquitada la legislatura y convocar elecciones, en la que el vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, insistió este mismo domingo.

Lo del desencuentro entre los socios es notorio. El sábado, la propuesta de Torrent propició una reacción desde en entorno del president Torra, que amagó con un nuevo intento de investir a Carles Puigdemont, algo que ya estuvo sobre la mesa al inicio de la legislatura y que provocó un agrio desencuentro con Torrent, que, tras el veto del Tribunal Constitucional, desconvocó la sesión de investidura del expresident.

Desde entonces, el presidente de la cámara catalana ha sido la  principal diana de las invectivas de JxCat cada vez que ha habido un nuevo encontronazo con sus socios. 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad