El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont. EFE/JENS SCHLUETER

Puigdemont recupera el control de la ANC (y desespera a ERC)

stop

ERC garantiza a Puigdemont que no pondrá impedimentos al presidente que escoja, "sea el nombre que sea"

Barcelona, 02 de mayo de 2018 (04:55 CET)

Pocos aliados más valiosos ha tenido Carles Puigdemont que la Asamblea Nacional Catalana (ANC). La entidad independentista dio cobertura política a la práctica totalidad de sus planes durante su gobierno (referéndum, declaración de independencia) y, ahora, con Elisenda Paluzie a la cabeza, Puigdemont ha recuperado la influencia sobre la ANC para desesperación de ERC.

La ANC escogió hace apenas un mes a Paluzie como su nueva presidenta después del ínterin de Agustí Alcoberro —que tomó los mandos de la entidad tras el encarcelamiento de Jordi Sànchez el pasado octubre—. En este tiempo, Paluzie ha ido devolviendo a la ANC el perfil político que Alcoberro diluyó y la entidad se ha convertido en una de las grandes amenazas contra la formación de un gobierno efectivo.

La ANC de Paluzie está completamente entregada a las ideas de Puigdemont

Paluzie no deja lugar a dudas. Su posición es que la mayoría soberanista debe concentrarse en investir a Puigdemont, a quien distingue como el mayor activo del independentismo, sobre todo por su proyección internacional. Y, en caso de no hacerlo, defiende precipitarse a unas nuevas elecciones.  

Algo muy parecido piensa el propio Puigdemont, que, sin embargo, está sometido a la presión del Pdecat y de ERC para evitar una nueva cita con las urnas. Los partidos soberanistas —salvo la CUP— tratan de acorralar al expresidente para que acceda a designar a un candidato válido para dirigir la Generalitat, pero Puigdemont emite mensajes contradictorios.

Las compañías de Puigdemont

Lo peor del caso es que el líder de Junts per Catalunya (JpC) sabe que no está solo. Conserva a un buen puñado de fieles dentro de JpC y cuenta también con el apoyo de la CUP y de la ANC.

ERC ya no oculta su desesperación. Los republicanos, con Oriol Junqueras a la cabeza, urgen a Puigdemont a proponer un candidato que pueda ser investido y garantizan que no vetarán a nadie porque ya accedieron a impulsar la investidura (fallida) de Jordi Sànchez y de Jordi Turull. "Sea el nombre que sea nos pondremos de acuerdo porque lo importante es recuperar las instituciones", asegura el adjunto a la dirección de ERC, Pere Aragonés.

ERC pide a Puigdemont un candidato a la investidura, cualquiera, "sea el nombre que sea"

Los republicanos tienen que morderse la lengua cada vez que oyen a Paluzie manifestarse en público. En ERC hay muchos dirigentes convencidos de que la mejor manera de facilitar la salida de prisión de Junqueras consiste en formar gobierno en Cataluña y no en mantener el pulso a las instituciones del estado.

Muy distinta es la postura de la ANC de Paluzie. "Todo esto es tan grave que políticamente es más potente decir: hasta que no respeten los resultados de las elecciones, iremos a votar tantas veces como sea posible", declaró recientemente en 8TV. En ERC hubo sudores fríos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad