Puigdemont redefine BCN World sin tocar los aspectos fiscales del juego

stop

La rebaja fiscal que se aprobó en su momento se fundamentaba en que se crearía un gran emporio de juego con seis casinos, cuando se han reducido a un máximo de dos

Josep Maria Casas

Imagen área del centro de ocio familiar de Port Aventura. BCN World será su vecino.
Imagen área del centro de ocio familiar de Port Aventura. BCN World será su vecino.

Barcelona, 20 de agosto de 2016 (01:00 CET)

La Generalitat ha encogido el proyecto de BCN World, especialmente por lo que se refiere a los casinos, que pasarán de los seis previstos inicialmente a un máximo de dos, pero no se ha planteado redefinir los tipos fiscales aplicables al sector del juego.  

Para vencer las reticencias del sector y conseguir atraer a nuevos operadores, el anterior gobierno catalán, presidido por Artur Mas, aprobó una rebaja fiscal para los casinos, tanto para las actuales empresas explotadoras –el grupo Perelada y Conei- como para las que se implantasen en el futuro complejo de BCN World. Así, se dispuso que los tipos impositivos aplicables a los beneficios pasarían de un máximo del 55% a un 10% en el momento en que se pusiera en marcha el primero de los nuevos casinos.  

La Generalitat, ahora presidida por Carles Puigdemont, se ha replanteado el proyecto de BCN World, en sus aspectos urbanísticos, pero no ha hecho lo mismo con los fiscales. Ha aprobado inicialmente un nuevo Plan Director Urbanístico, que todavía se encuentra en exposición pública, pero para cambiar la fiscalidad de los casinos se debería modificar la ley del parlamento catalán que ampara la creación de BCN World.  

El sueño de una nueva Las Vegas en Tarragona se ha esfumado  

Un ex directivo del sector, que prefiere mantenerse en el anonimato, recuerda que la rebaja fiscal se fundamentaba en el hecho que se crearía un gran emporio del juego, "una nueva Las Vegas en la costa de Tarragona", con seis casinos, cuando la realidad será muy distinta. En opinión de este experto, dos casinos no justifican la concesión de ventajas fiscales.  

Este ex directivo señala que, aunque se pongan en funcionamiento dos nuevos casinos, la Generalitat recaudará menos impuestos de los operadores del sector por la rebaja fiscal. "Los números no salen, se mire por donde se mire", concluye.  

Una oferta menos atractiva para captar jugadores extranjeros  

Estas fuentes ponen en duda la viabilidad del proyecto: seis casinos en una misma área hubieran supuesto "un polo de atracción" para jugadores de todo el mundo, pero, si sólo hay dos, por muchas mesas de juego que tengan, su oferta pierde atractivo y simplemente "se harán la competencia" sin conseguir aumentar los clientes.  

Los grupos Melco, Hard Rock y Perelada –éste último en colaboración con el malayo Genting­–­­ aspiran a explotar los nuevos casinos del complejo que se levantará junto al parque de atracciones de Port Aventura.  

La batalla política por BCN World todavía no ha concluido. Después de redefinir el proyecto, Junts pel Sí cuenta con el apoyo del PSC y, presumiblemente, del PP y de Ciudadanos, pero no de los grupos de izquierda Catalunya Sí que es pot (CSQP) y de la CUP. Desde estas dos últimas formaciones se sigue criticando la rebaja fiscal a los casinos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad