Rubalcaba busca la complicidad de Mas para reformar la Constitución

stop

DERECHO A DECIDIR

Rubalcaba y Pere Navarro

09 de abril de 2013 (11:24 CET)

Los socialistas tratan de hacer ver al President Artur Mas que la única vía posible, pese a su dificultad, para un nuevo acomodo de Catalunya en España, y del resto de autonomías, es una reforma en profundidad de la Constitución. El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, se reunió en la tarde del domingo con Artur Mas y el primer secretario del PSC, Pere Navarro, en Madrid.

En el encuentro, una vez más de carácter secreto, después de que Mas hiciera lo propio hace una semana con Mariano Rajoy, también en Madrid, los tres dirigentes abordaron las posibilidades de esa reforma de la Constitución. Rubalcaba, como ya hiciera Rajoy, se mostró totalmente en contra de la consulta soberanista, a la que se aferra Mas.

España federal


Rubalcaba defiende una reforma de la Constitución para dotarla de las estructuras de un estado plenamente federal. En una entrevista en Onda Cero, Rubalcaba ha confirmado este martes el encuentro, y ha insistido en ese mensaje: “Lo que le comuniqué a Mas es que esa reforma de la Constitución es necesaria, 35 años después, para resolver la situación de Catalunya, pero también para mejorar los problemas del resto de autonomías”, ha asegurado.

Entre esos problemas figura el modelo de financiación, que Mas le planteó a Rubalcaba, mostrando con vehemencia la grave situación económica en la que se encuentra la Generalitat. Y los dos dirigentes evidenciaron su coincidencia con la necesidad de que el Gobierno central traslade a las autonomías un mayor margen de déficit, si lo obtiene por parte de Bruselas.

El PSC no apoyará a Mas


Pero Rubalcaba y Mas, según fuentes socialistas, no entraron en un posible acuerdo en Catalunya para aprobar los presupuestos o una colaboración más estrecha en el Govern. El primer secretario del PSC, Pere Navarro, presente en la reunión, se ha comprometido ante los militantes del partido a consultarles cualquier operación que implique un apoyo a CiU. El propio Navarro es partidario de que Mas asuma su responsabilidad, tras su acuerdo con Esquerra Republicana. Y no tiene la intención de negociar una entrada en el Govern.

Rubalcaba ha asegurado que la reunión se enmarca en la petición que él mismo le hizo a Mas después de que el presidente catalán ganara las elecciones. Pero ha llegado en un momento muy concreto, en el que Mas no tiene socios para sacar adelante los presupuestos y en el que se podría desbaratar su proyecto político, que pasa, todavía, por el derecho a decidir.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad