Sanidad activa el protocolo contra el ébola por un posible caso en Alicante

stop

Los responsables médicos han mandado analizar las pruebas practicadas al paciente, de origen nigeriano

Un hombre utiliza guantes al saludar para evitar un posible contagio del ébola | EFE

17 de agosto de 2014 (11:55 CET)

Un joven nigeriano de 30 años acudió este sábado al Hospital General de Alicante con las amígdalas inflamadas y malestar general. Bastó una prueba de termómetro para disparar las alarmas. Tenía fiebre, 38,3 grados, el límite considerado como posible síntoma de ébola.

Automáticamente los servicios sanitarios activaron el protocolo de seguridad. El paciente fue remitido al Hospital de San Juan, donde se instaló en una sala aislada y se le practicaron pruebas para confirmar si está infectado por el virus. Todavía se esperan los resultados del análisis de sangre y fluidos que se realiza en el Instituto Nacional de Epidemiologia Carlos III.

Traslado

La presencia un cuadro clínico y epidemiológico que podía corresponder al virus del Ébola fue suficiente para activar el protocolo ya que, al parecer, el joven africano presentaba otro síntoma además de la fiebre alta que podría corresponderse con la enfermedad. La cefalea, diarrea o vómitos son otros de los posibles indicativos de ébola, si bien, las autoridades sanitarias no aclararon de cuál de ellos se trataba.

El traslado al Hospital de San Juan se produjo por personal del centro, equipados con trajes de aislamiento con dos ambulancias de soporte vital básico, completamente aisladas, que fueron escoltadas por dos unidades de la Policía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad