El Gobierno evita la negociación del salario de los funcionarios

"Sin Presupuestos, el Gobierno no tiene previsto iniciar esta negociación". CSIF exige "sentarse ya" a negociar retribuciones y oferta de empleo público

Los funcionarios tienen la leve esperanza de que la apertura del Gobierno a congelar este año sus salarios hubiese sido un globo sonda. Pero la actitud del Ejecutivo, que según los sindicatos da largas a las negociaciones sobre las retribuciones y el “urgente” incremento de la oferta de empleo público, está agotando la paciencia de los defensores de abrir las discusiones y llegar a un acuerdo cuanto antes.

“No sabemos qué va a pasar”, han explicado a este periódico fuentes de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF). El mayor sindicato del sector público ha estallado este lunes contra el Gobierno de Pedro Sánchez, pues si bien se ha alcanzado un acuerdo para regular el teletrabajo en la administración, el Ministerio de Política Territorial y Función Pública evita desencallar las otras negociaciones.

Hace casi dos semanas, el departamento dirigido por Carolina Darias informó de que podrían congelarse los sueldos de los funcionarios. Ahora, denuncian desde CSIF, el Gobierno se escuda en la falta de un proyecto de Presupuestos Generales del Estado —que en principio debería presentar antes del 30 de septiembre—. “Sin Presupuestos, el Gobierno no tiene previsto iniciar esta negociación”, explican las fuentes.

No obstante, lo normal es que a estas alturas ya se hubiese puesto en marcha la mesa de negociación de la función pública, estuviesen o no atados los apoyos de las cuentas. Algunos funcionarios sospechan que Sánchez quiere instrumentalizar la subida del sueldo de los trabajadores públicos en las negociaciones con los grupos parlamentarios y lamentan no haber tenido siquiera la oportunidad de exponer sus propuestas.

Desde la Central han cargado contra el aplazamiento de una negociación que consideran apremiante. “Es de sentido común”, afirman fuentes conocedoras de los contactos con el Ministerio, que reclaman “sentarse ya” a negociar estos dos asuntos y que señalan que no se explican las excusas del Ejecutivo relativas a los Presupuestos. “Tiene que haber un margen de negociación, porque siempre lo hay”, han insistido.

CSIF: el sueldo de los funcionarios debe subir

CSIF defiende que es necesario un aumento salarial para los funcionarios puesto que han perdido poder adquisitivo durante la última década y la crisis de la Covid-19 hace aún más urgente esta concreción. Pero también exigen incrementar las platillas de servicios públicos que se han demostrado débiles ante unas circunstancias como las actuales, como Sanidad, Educación, Seguridad Social y los servicios de empleo.

El sindicato de los funcionarios pide un plan extraordinario de empleo y ha estimado que la administración necesita contratar hasta 100.000 nuevos trabajadores para reforzar las plantillas ante el coronavirus. Y afea que en estos meses solo se contratasen refuerzos puntuales y temporales, sin ahondarse nunca en un nuevo plan estructural de empleo público para enfrentar la realidad que ha ocasionado la pandemia.

“La pandemia está poniendo el sistema al límite”, aseguró Miguel Borra, presidente de CSIF, en un comunicado este lunes. Y también demandó al Gobierno otros asuntos pendientes como la reducción de la temporalidad, el regimen de clases pasivas de jubilaciones y el cumplimiento del convenio colectivo de empleo público suscrito en mayo de 2019.

En una entrevista este fin de semana, Borra también sugirió que todos los empleados públicos deberían ganar el mismo salario, indiferentemente de la autonomía en la que trabajen. “¿Por qué ganan más en Cataluña y País Vasco?”.

El Gobierno se contradice sobre el salario de los funcionarios

Hace casi dos semanas, distintos ministros ofrecieron declaraciones contradictorias sobre si se congelerán los sueldos de los funcionarios públicos. La vicepresidenta primera, Carmen Calvo, lo negó rotundamente y defendió que esa opción “no está encima de la mesa” y que el Gobierno simplemente está buscando una propuesta de Presupuestos que asegure el apoyo más amplio posible.

Nadia Calviño, vicepresidenta tercera y ministra económica, no fue tan tajante. Calviño señaló que los funcionarios habían ganado poder adquisitivo “en estos últimos años”, sugiriendo que la subida salarial no estaba entre los asuntos más urgentes a tratar en la negociación de las cuentas. Y desde el Ministerio de Función Pública, lo dicho: se ha transmitido la posibilidad de que los sueldos se congelen en 2021.

El teletrabajo de los empleados públicos

La CSIF sí ha celebrado el acuerdo alcanzado con Función Pública y los sindicatos para regular el teletrabajo en la administración pública. Borra lo calificó como “un acuerdo novedoso, que mejorará las condiciones laborales y favorecerá la conciliación del trabajo con la vida personal y familiar”. El presidente de la Central se mostró convencido de que el acuerdo “también revertirá en una mejora de los servicios públicos que recibe la ciudadanía”.