Los Mossos d’Esquadra afloran su división interna

Las discrepancias entre los Mossos d'Esquadra son cada vez más evidentes desde la actuación policial del 1-O

Los Mossos d’Esquadra están divididos. Mientras una parte de la plantilla de la policía catalana se enorgullece de su actuación en el referéndum ilegal del 1 de octubre, la otra reniega y se siente utilizada por el major Josep Lluís Trapero. La situación compromete a los sindicatos del cuerpo, que guardan silencio y evitan pronunciarse en un sentido u otro.

Según ha podido saber Antena 3 Noticias, la fractura es palpable. “Te miran con mala cara, el cuerpo está partido en dos. Nunca pensé que me iban a insultar por pensar distinto y estos días me ha pasado”, declara uno de los testimonios a la televisión.  

La ley de personal permite el cambio de cuerpo policial, pero el reglamento está por desarrollar

“Me molesta que me griten cosas buenas y me den flores por no hacer mi trabajo, es vergonzoso”, denuncian quienes se postran ante las indicaciones de sus superiores y reconocen que “los que pensamos diferente no tenemos cabida aquí”.

Por ello, algunos piden quitarse la insignia de mossos y colocarse la de policía aunque saben que perderán dinero. La posibilidad existe, según la ley de personal de 2015, aunque el reglamento que especifica cómo hacerlo todavía está por desarrollar.