Fotografía: Jens Johnsson

Por qué el INE quiere rastrear los móviles de toda España

stop

Muchos usuarios ya han expresado su preocupación y disconformidad con este uso de sus datos, y Vodafone explica como excluirse del seguimiento

Madrid, 29 de octubre de 2019 (12:40 CET)

Durante cuatro días, del 18 y al 21 de noviembre, el Instituto Nacional de Estadística (INE) realizará un seguimiento de todos los móviles de los españoles para conocer los movimientos y hábitos de la población, incluyendo dónde se van de vacaciones o qué sucede en la España vaciada.

  • Las principales operadoras de telefonía móvil colaborarán con el INE para proporcionar estos datos, en teoría de forma anonimizada: es decir, sin relacionar los movimientos de los móviles con sus titulares.
  • El INE "recibirá las posiciones agregadas de los números, pero no los titulares de las líneas," según El País.
  • En ningún caso el INE accederá a información generada por el teléfono móvil —como podría ser la ubicación GPS— sino que obtendrá la información de la red de telefonía móvil, lo que no implica ningún tipo de acceso al teléfono móvil del usuario.
  • En cierto modo es una versión digital de las encuestas o del conteo de gente —que igualmente producen ese tipo de información, también de forma anónima— pero de forma más fiable, rápida y económica.
  • El objetivo es observar los movimientos de la población para "averiguar cuáles son sus desplazamientos habituales y, por tanto, saber dónde se deben prestar los servicios públicos y reforzar las infraestructuras."

Sin embargo para algunos usuarios el número de teléfono o cualquier identificador único, como el IMEI del teléfono, es un dato personal y por tanto se trata de una "invasión de la privacidad" propia de "un episodio de Black Mirror".

  • Vodafone, una de las operadoras colaboradoras con el INE, asegura que los datos serán anónimos, pero también explica de qué manera sus usuarios pueden optar por no ceder sus datos.
  • Telefónica, por su parte, asegura que "al tratarse de datos estadísticos anonimizados y altamente agregados no contienen registros individualizados vinculados a personas físicas, no siendo posible su identificación y en consecuencia no se pone en riesgo su privacidad (...) por tanto no sería aplicable la normativa de protección de datos, no siendo necesario el consentimiento del usuario para ello."

En el contexto de las ciudades inteligentes (o smart cities) observar los movimientos de los ciudadanos a través de la ubicación de su smartphone es una de las claves para mejorar la movilidad, el transporte público, la planificación urbana o la prestación de servicios, tanto colectivos como individuales.

  • El análisis de datos enviados desde sensores o desde apps móviles, por ejemplo, permite tomar mejores decisiones de gestión del tráfico y de los recursos públicos.
  • Actualmente el flujo y el comportamiento rutinario de los ciudadanos se mide de diferentes maneras, por ejemplo mediante sensores o con el análisis de imágenes procedentes de cámaras en calles y vías públicas.
  • Conocer cómo se mueven y cómo se comportan habitualmente las personas puede tener "un impacto significativo" en la ejecución de políticas y obras públicas y en la creación de recomendaciones o de planes de desarrollo basados en datos.
  • Sin embargo en ese contexto, y a pesar de los beneficios, se considera que esta práctica todavía plantea "cuestiones legales y éticas" en tanto se basan en la captación y tratamiento de grandes cantidades de de datos, personales o impersonales" para "influir en cierto modo en el comportamiento de los ciudadanos."

En este caso, según El País, "el INE tiene contrastado que al manejarse información anónima no entraña problemas de incumplimiento de la ley de protección de datos."

  • Algunos abogados ya han expresado en redes sociales su preocupación por esta noticia: "Los datos de tráfico y localización y los datos que identifican a su titular sólo pueden cederse para los fines de la ley y sólo a ciertos autorizados, entre los que no está el INE".
  • En realidad empresas como Google tienen este tipo de información de forma mucho más atomizada y precisa, e individualizada, obtenida directamente de los móviles de los usuarios de Google: Google Maps, por ejemplo, es capaz de detectar patrones de movilidad individuales y emitir avisos relativos al estado del tráfico en las horas a las que habitualmente se realiza un determinado trayecto, y a la vez te sugiere dónde cenar en base a los sitios a los que sueles ir a tomar algo.

Actualizado para añadir declaración de Telefónica.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad