Carrefour acumula una decena de querellas por las franquicias Express

stop

La cadena Carrefour ha sido imputada por presunta estafa por la franquicia montada por un exjefe de un supermercado

Directivos de Carrefour en la inuaguración de una tienda.

03 de junio de 2017 (07:00 CET)

Carrefour afronta una batería de querellas por ex franquiciados de su marca Carrefour Express. Siete ex franquiciados ya han presentado ante los tribunales querellas por presunta estafa. En los próximos 15 días, otros cuatro franquiciados presentarán denuncias similares,  lo que elevaría a 11 el número de afectados que acuden a los tribunales.

El juzgado de instrucción número 11 de Madrid ha llamado a declarar a Centros Comerciales Carrefour, Grup Superco Maxor y Supermercados Champion, las tres sociedades que participan en el negocio de las franquicias de Carrefour Express.

Un ex jefe de Carrefour, Manuel Ramírez, que llevaba casi 30 años en la empresa como jefe de sección, fue convencido por la propia compañía para montar una franquicia Carrefour Express.

Carrefour acumula una decena de querellas por el modelo ruinoso de Carrefour Express

El exjefe de Carrefour asegura que la compañía lo engañó con el plan de negocio a sabiendas de que no era viable. El caso no es aislado. Al menos otros dos jefes de supermercado también fueron usados por la compañía para convertir su pasivo laboral ( la cantidad que les correspondía por despido) en un activo empresarial.  

Sólo el despacho de abogados Themis, en Valencia, gestiona 11 querellas pero no es el único. Al menos otros dos despachos en Madrid trabajan en casos de afectados por las franquicias Carrefour por engaño en el plan de negocio y en las facturas.

Más de 100 cierres en 4 años

Carrefour ha reservado su modelo de grandes hipermercados para una gestión propia. Pero con los cambios en consumo y la caída de compras en los grandes centros comerciales de la periferia de las grandes ciudades, la cadena de supermercados ha decidido impulsar con fuerza su enseña Express de la mano de franquiciados.

Se trata de inversiones que rondan los 400.000 euros. Pero la ambición de una rápida expansión ha generado graves consecuencias para el negocio de los franquiciados.

Los directivos de la matriz están alarmados por el creciente número de cierres de establecimientos en España y por ello han pedido explicaciones al equipo local de franquicias.

Carrefour Express ha tenido que cerrar más de un centenar de tiendas en los últimos cuatro años, según un documento interno publicado por este diario. Sólo en enero y febrero del año pasado la cadena planificó el cierre de 17 establecimientos en toda España.

El último plantón

Entre 2012 y 2015, la multinacional cerró 89 establecimientos Express. La cifra supone el 40% de sus 238 tiendas abiertas, según el documento interno elaborado a finales de 2015. Pero la cifra detallada de cierres eleva aún más el número de locales que terminaron en la ruina. La compañía había previsto el cierre de otros 27 locales en el primer trimestre del año pasado.

Tras la publicación de las denuncias de los franquiciados arruinados, Carrefour se puso en contacto con el primer grupo de querellantes para pautar una reunión con el objetivo de abrir una negociación. Pero los abogados y los representantes de Carrefour dejaron esperando a los afectados. Nunca se presentaron. Tampoco llamaron para cancelar la cita. Ahora sólo reciben silencio por respuesta.