Alicia Koplowitz, Sandra Ortega y los Gallardo engordan sus sicav

stop

El patrimonio de las principales sociedades de inversión españolas creció en septiembre por primera vez este año. Las grandes fortunas sacan tajada de ello

Alicia Koplowitz ha logrado buenos rendimientos con la sicav Morinvest

Barcelona, 09 de noviembre de 2016 (13:22 CET)

Si Trump no lo estropea, las familias españolas propietarias de las mayores fortunas vuelven a sonreír. Sus sicav engordaron patrimonio en el tercer trimestre, rompiendo un primer semestre de año negativo por las turbulencias financieras y el temor a nuevas reglas fiscales menos favorables.  

El patrimonio de las mayores fortunas españolas gestionado a través de sicav creció hasta septiembre en algo más de 100 millones de euros hasta superar los 4.300, según los datos de mercado recogidos por Efe.

Dichos datos corresponden al patrimonio gestionado por doce de las mayores sociedades de inversión de capital variable (sicav) de España, entre las que destacan apellidos como Koplowitz, Ortega, Gallardo, March, Abelló, Del Pino, Palatchi o Bhavnani.    

Por lo que respecta a la rentabilidad, estas doce sociedades lograron rendimientos de entre el 0,3% y el 6,1%, e incluso en algún caso sufrieron minusvalías, por lo que de modo conjunto la revalorización alcanzó el 1,5%.  

Mucho mejor que el IBEX

Con turbulencias o sin ellas, estos vehículos de inversión batieron más que de sobra al principal indicador de la bolsa española, el IBEX, que acumulaba al cierre de septiembre un descenso del 8%.

Una sicav es un instrumento utilizado principalmente por las grandes fortunas, porque les permite invertir parte de su dinero y diferir el pago de impuestos gracias a la creación de una sociedad anónima destinada únicamente a invertir en activos financieros. Las sicav pagan un 1% de impuestos sobre el rendimiento.    

Los March, al frente    

Entre estas sicav, el patrimonio de Torrenova, vinculada a la familia March, la de mayor tamaño y que ha cumplido ya un cuarto de siglo, ha pasado de 1.280 millones al cierre de 2015 a 1.320 al finalizar septiembre, con una revalorización del 0,3%.  
 
Inmediatamente después se sitúa Morinvest, gestionada por BBVA y depositaria de activos de la empresaria Alicia Koplowitz, que ha pasado de gestionar 510,1 millones de euros a 536,4, de los que ha obtenido un rendimiento del 1,48%.  
 
Soandres, la sicav de Sandra Ortega Mera, hija de Amancio Ortega, fundador de Inditex, administraba 410,6 millones al cierre de 2015, frente a los 416,3 millones de septiembre de este año, con una revalorización del 1,4%.    

La sicav de los Gallardo, la más rentable  

La sociedad Elitia -antes Agrippa-, vehículo de inversión de la familia Gallardo Ballart, propietarios de la farmacéutica Almirall, logró un rendimiento del 4,83% y su patrimonio pasó de 372,3 a 390,6 millones de euros.
   
La familia Del Pino, principales accionistas de la empresa constructora y de servicios Ferrovial, gestiona su fortuna a través de distintas sicav, entre las que destacan Allocation y Chart. La primera contaba en septiembre con un patrimonio de 347,1 millones y logró una revalorización del 2,99 %, mientras que la segunda ofreció un rendimiento del 2,78% tras elevar su patrimonio en 9,6 millones de euros, hasta 286,4.  

A través de Herprisa y Gesprisa, Alberto Palatchi, presidente de Pronovias, gestionaba 218,4 y 181,5 millones de euros, en los dos casos menos que al cierre del ejercicio anterior; ambas sicav han sufrido minusvalías este año, del 3,44% y del 8,6%, respectivamente.  

Y en Arbarin y Naira, el empresario Juan Abelló elevó sus inversiones hasta 242,6 millones frente a los 232,1 del pasado diciembre, con los que obtuvo un rendimiento conjunto del 4%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad