stop

Colonial acumula una subida del 21% en bolsa este año y sigue mirando hacia arriba gracias a la subida de las rentas y al optimismo económico en Francia

Xavier Alegret

Pere Viñolas y Juan José Brugera, consejero delegado y presidente de Colonial. La socimi se aleja más de Barcelona.

Barcelona, 26 de julio de 2017 (05:55 CET)

Colonial presentará el próximo lunes sus resultados del primer semestre, sus primeros resultados como socimi, que se espera que reflejen ligeras mejoras. La inmobiliaria ha disparado sus resultados en los últimos años, como muestra su evolución en bolsa, donde en lo que va de año, se ha revalorizado más del 20%, y en junio dio el salto al IBEX. Lo ha hecho al calor de la recuperación inmobiliaria en España, especialmente del mercado de oficinas, y también gracias a su apuesta por Francia. Allí las rentas apuntan al alza gracias al efecto Macron, y Colonial ya se frota las manos.

La victoria de Emmanuel Macron ha traído optimismo a la economía francesa, en parte porque daba carpetazo a la incertidumbre que suponían opciones populistas como la de Le Pen. Este optimismo se está reflejando en una mejora de las perspectivas, y el sector inmobiliario no es ajeno a ello. Si esto se suma a que la ocupación en las zonas prime de París ya es muy alta, las perspectivas para Colonial no pueden ser mejores.

El 61% del negocio de Colonial, que se basa en alquiler de oficinas, se genera en París. Su filial francesa, SFL, es la joya de la corona de la socimi presidida por Juan José Brugera. Barcelona y Madrid, los otros dos focos de inversión de Colonial, suman el 39% restante del negocio. Se prevé que las rentas suban en las tres ciudades, lo que ha llevado a las analistas a poner el cartel de comprar y sobreponderar a la compañía, pero París es lo que más motiva a los inversores.

Las rentas en París crecerán el 4% e impulsarán el negocio de la socimi Colonial

Las rentas en el principal mercado de la compañía se prevé que mejoren el 4% este año, según los analistas de Bankinter. Los del Sabadell señalan que la ocupación “en las mejores zonas” de París ya es muy alta, por lo que el optimismo “insuflado” por la llegada de Macron se espera que dé un impulso todavía mayor al negocio de Colonial en la ciudad.

El mercado espera una subida de las rentas también en Barcelona y Madrid, por la escasez de oferta de calidad en las zonas prime, en especial en Barcelona. La capital catalana sufrirá incrementos cercanos al 5%, mientras que en Madrid se quedarán en la mitad.

Colonial sube en el IBEX

Estas perspectivas no hacen más que alimentar la vaca de Colonial. Su resurgir de las cenizas, de la mano de Villar Mir –ya fuera de la compañía– y de los fondos Finaccess, propiedad de la familia fundadora de Coronita, y del soberano de Qatar, actualmente sus máximos accionistas, no pasó desapercibido para los inversores. La socimi volvió al IBEX en junio once años después de salir del selectivo en plena crisis del ladrillo.

La compañía ya tiene poco que ver con aquella. Liderada por Pere Viñolas, consejero delegado, tiene un ebitda de 220 millones (en 2016, tras crecer el 24%), con un margen del 81%. La previsión para este año es que crezca el 6,4% gracias al incremento de rentas. Además, la compañía ha intensificado las inversiones, lanzándose a la promoción en la Plaça Europa y el [email protected] de Barcelona.

En bolsa, estas mejoras han tenido recompensa. El valor de Colonial ha crecido el 21% desde principios de año, y su capitalización se ha situado cómodamente por encima de los 3.000 millones de euros. Pero tiene potencial de crecimiento. La mayoría de analistas ha situado el precio objetivo de Colonial por encima de los ocho euros –este martes cerró en 7,796–, y se espera que los resultados del primer semestre cumplan las expectativas, con un incremento del 2% de los ingresos por rentas.

Hemeroteca

Resultados 2T2017
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad