El juego 'on line' hunde las ventas de la ONCE

stop

La sostenibilidad de la organización está en peligro, según su secretario general

Sede de la ONCE, Madrid

28 de abril de 2013 (11:46 CET)

El secretario general del consejo general de la Organización General de Ciegos (ONCE), Rafael de Lorenzo, ha avisado de la “difícil” situación por la que atraviesa la entidad. No sólo ha sido perjudicada por la actual crisis económica, sino que también ha influido el boom del juego on line en España, así como el impuesto del 20% sobre premios superiores a los 2.500 euros.

En su intervención esta semana en el Congreso de los Diputados, De Lorenzo ha detallado que la ONCE tiene un 7,5% del juego en España, un porcentaje que ha ido disminuyendo conforme los años.

Generador de empleo

“Nuestras ventas caen y siguen cayendo, la amenaza de los juegos on line es cada vez mayor y con un control, a nuestro juicio, insuficiente en cuanto a su contribución al empleo, que es nula, y a la fiscalidad, que es prácticamente irrelevante. Sentimos que atravesamos momentos difíciles”, precisó.

Así, ha insistido en que el mercado de juego español está en "claro retroceso", salvo los juegos on line de reciente autorización administrativa, con más de 50 operadores que están facturando 1.400 millones de euros.

El triple de facturación

Según declaraciones del propio Ministerio de Hacienda, De Lorenzo apunta que se estima que en 2014 o máxime 2015 estarán situados por encima de los 6.000 millones de euros de facturación, el triple de lo que factura la ONCE, que está en 1.913 millones.

"La ONCE ha experimentado en los últimos años una caída importante. Desde 2000 hasta ahora hemos caído un 21% y hemos pasado de facturar 2.400 millones a 1.915 este año pasado", ha alertado el secretario general.

Medida perjudicial

Sobre la última ley aprobada en la que se gravan con un 20% los premios superiores a 2.500 euros, De Lorenzo apunta que la caída en el primer trimestre de 2013 está siendo de un 7,5%, si se circunscribe a aquellos productos que están afectados por esos premios de más de 2.500 euros, se está "en una caída superior al 9%".

Loterías y Apuestas del Estado, además, señala que está cayendo también en torno al 11,5%. "Por tanto, esa medida se está demostrando muy perjudicial para los juegos públicos que tienen una finalidad social o de interés general, frente a otras decisiones legislativas tomadas para facilitar fiscalmente el funcionamiento de los juegos privados, fundamentalmente de los juegos on line, lamenta.

"Lo que queremos, mientras podamos,es seguir preservando los servicios sociales, el empleo y la solidaridad con el colectivo de las personas con discapacidad, pero no les oculto que estamos cada vez con menor margen de maniobra, con una situación más y más difícil. La sostenibilidad de la ONCE en los próximos años se pondrá seriamente en peligro", sentenció.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad