Eroski tiene más de 500 tiendas en España, entre 486 supermercados y 26 hipermercados. / Eroski

Eroski refinancia 1.600M de deuda a cinco años con la banca

stop

La cadena de supermercados vasca llega a un acuerdo con la banca para extender cinco años el vencimiento de la deuda tras la intervención del PNV

Madrid, 06 de marzo de 2019 (10:09 CET)

La compañía vasca de supermercados Eroski ha alcanzado un acuerdo con la banca para alargar cinco años el vencimiento de los 1.600 millones de deuda del próximo mes de junio. 

El acuerdo, que se ha cerrado con los cinco mayores bancos españoles, será sometido a homologación judicial para obtener el mayor apoyo posible por los acreedores, según publica El Confidencial.

"El proceso de firmas todavía no ha terminado. Esperamos que hoy a lo largo del día finalice", comentan a Economía Digital fuentes próximas a las negociaciones. Las mismas fuentes aseguran que "en ese momento" explicarán el acuerdo, ya que aseguran que "algunos temas que se mencionan no son del todo ciertos". 

En las negociaciones participan Morgan Stanley, en nombre de la compañía, y PJT Partners y KPMG, en representación de los acreedores. Las conversaciones, que se han extendido durante año y medio, han concluido de forma positiva gracias a la aceptación de la banca de una quita de entre 150 y 200 millones de euros.

Para conseguir esta cantidad, la compañía debe vender activos por 500 millones en los próximos años​. La intervención del Gobierno del PNV del lendakari Iñigo Urkullu ha sido clave para el acuerdo final.

Condonación de la deuda

Eroski llegó a pedir una condonación de hasta 500 millones de euros de la deuda. Sin embargo, esta propuesta fue rechazada de pleno por Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Sabadell y Bankia, los mayores acreedores del grupo de distribución.

Los principales prestamistas de Eroski son Santander, que tiene cerca de 600 millones de riesgo, BBVA, con 430 millones, CaixaBank (370 millones), Sabadell (175 millones) y Bankia (140 millones).

La entidad presidida por Ana Botín decidió exigir por escrito al grupo vasco el cumplimiento de un plan de reestructuración después de constatar que las conversaciones amistosas iniciadas en septiembre de 2017 no daban sus frutos.

El origen de los problemas de Eroski radica en la compra de Caprabo entre 2007 y 2012 por la que pagó 1.450 millones de euros 

El plan se basa principalmente en la venta de activos estratégicos, como lo que queda de la propia Caprabo, Vegalsa —la filial de Galicia—, la división de Baleares (la más rentable) y Forum Sport, la cadena de tiendas de deportes creada con varios exdeportistas de élite como Miguel Induráin.

El origen de los problemas de Eroski radica en la compra de Caprabo entre 2007 y 2012. La empresa vasca pagó 1.450 millones de euros en aquel momento para imponerse en la puja a Carrefour, Auchan, El Árbol y el fondo de capital riesgo Permira.

Sin embargo, las ventas de la cadena con base en Cataluña se han desplomado cerca de un 50% desde la adquisición, lo que pone de manifiesto, según los acreedores, la existencia de un fondo de comercio —diferencia entre el valor pagado y el real de mercado— que el grupo vasco tiene que deteriorar.

Así lo ha advertido KPMG en la auditoría de 2018, que considera que este aspecto es un factor vital en las cuentas de Eroski.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad