La brecha salarial entre directivos y empleados se multiplicó por diez durante la crisis

stop

La diferencia en el sueldo medio entre ambas posiciones ha crecido a un ritmo del 2% desde 2010. Los ejecutivos ganan hoy 3,5 veces más que sus compañeros

Un grupo de directivos participando en un programa de formación

Barcelona, 09 de marzo de 2016 (19:22 CET)

La crisis económica ha golpeado con una doble vara de medir. Dura para muchos y más benévola para otros. Al menos en lo que a salarios se refiere. En los años de recesión, la brecha salarial entre directivos y empleados base se ha multiplicado por diez: el sueldo de los ejecutivos no ha dejado de crecer, mientras que el resto de trabajadores ha visto congelar sus nóminas.

Como resultado, el panorama empresarial español ofrece una fotografía más desigual que en los años de inicio de la crisis. Si en 2010, los dirigentes de una compañía ganaban de media 3,2 veces más que sus compañeros, esta cifra creció hasta la proporción actual, que muestra una diferencia de 3,5 puntos.

El cambio se explica por el crecimiento, en el entorno del 10%, del salario base de los directivos, frente a la ligerísima subida (menos de un 1%) de la nómina de los empleados base.

Evoluciones diferentes

Estos datos se extraen del estudio realizado por la escuela de negocios Eada y el Grupo Icsa, presentado este miércoles, y que refleja un panorama preocupante, que ha venido a corregirse parcialmente en los dos últimos años, cuando los trabajadores en la posición más baja de la pirámide han recuperado parte de su poder adquisitivo.

Volviendo a los datos, y tomando como referencia el último lustro, se observa que el sueldo medio de los ejecutivos ha crecido casi 7.000 euros en este periodo. Si en 2010 percibían 71.610 euros, hoy reciben de media 78.605 euros anualmente.

Los números para los empleados de base son bien diferentes. En el periodo citado, su nómina apenas ha crecido 163 euros, con un recorte continuado entre 2010 y 2013 (de 22.346 a 21.307 euros) y un ligero repunte en los dos últimos años, con una subida del 3,46% en su nómina.  

"Cronificación" de la brecha

Ernesto Poveda, uno de sus autores y presidente de ICSA, habla de la "perpetuación y cronificación" de las diferencias salariales dentro de las compañías. "En España tenemos sistemas y modelos retributivos muy rígidos", que sólo se actualizan a partir de la subida del nivel de vida, explica Poveda a este diario.

Los efectos de este modelo se hacen  notar también para los mandos intermedios dentro de una empresa. En el último lustro, el sueldo de estos cargos ha quedado completamente congelado: si en 2010 percibían 37.667 euros de media (más de 500 euros menos que un año antes), en 2015 su remuneración era casi idéntica, 37.799 euros.

En finanzas, salarios más altos

El informe de EADA también destaca la distinta evolución salarial según los sectores económicos. Los directivos de compañías financieras, tradicionalmente uno de los sectores mejor pagados, han disfrutado del mayor incremento en los años de recesión. En 2015 ganaron de media 82.604 euros, frente a los 79.568 del sector servicios o los 74.610 del comercio y el turismo.

Conceptos extra salariales

Para Poveda, una de las claves para cambiar esta brecha en el seno de las compañías pasa por introducir modelos más flexibles, adaptados a "las necesidades de las personas". Esto quiere decir implementar conceptos extra salariales para los empleados de base, como "ayudas para guarderías o tickets de restaurante y transporte", todos ellos deducibles de la carga fiscal a la que se ven sometidas las compañías. 

Aunque apunta que queda mucho camino por hacer, Poveda percibe cierto cambio de mentalidad en los últimos años. "Las empresas están empezando a reaccionar (...). Porque no pueden retener a las personas, que son captadas por terceros", señala. A partir de este aumento de la competencia, las compañías se preocuparán cada vez más por "motivar y retener" a los buenos profesionales, apunta este experto.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad