La Seda será propiedad del empresario extremeño Ricardo Leal

stop

El Juzgado de lo Mercantil 1 de Barcelona adjudica a Cristian Lay las factorías de Tarragona y El Prat del Llobregat

27 de febrero de 2014 (16:40 CET)

La Seda de Barcelona será extremeña. El juzgado de lo Mercantil 1 de Barcelona ha adjudicado a Cristian Lay, propiedad del empresario Ricardo Leal, las unidades productivas de Tarragona (IQA) y El Prat del Llobregat (Artenius España), la sede central de la química hasta ahora.

La operación aún no está cerrada. La dirección de Cristian Lay deberá pactar el precio del arrendamiento de los terrenos del centro de El Prat con la concursada, ya que el edificio es propiedad de una sociedad distinta a la que ostenta la unidad productiva adjudicada. Las partes tienen hasta el próximo martes, 4 de marzo, para llegar a un acuerdo.

En esta discusión también se debe discutir el futuro de una turbina. Está instalada en una de las factorías que se traspasan pero en los libros de contabilidad consta como propiedad de La Seda.

Negocio

Tras la resolución, la actividad de La Seda en España ha quedado dividida. Los centros que se dedicaban a la producción de plásticos se quedarán bajo el paraguas del grupo Cristian Lay y los que hacían packaging aún forma parte de la sociedad que está en concurso de acreedores.

La actual dirección del grupo, encabezada por Carlos Moreira y la compañía portuguesa BA Vidro, no han escondido nunca que su verdadero interés estaba en esta parte del negocio. A lo largo de toda la insolvencia del grupo, nunca se ha iniciado su proceso de venta.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad