Los trabajadores de Sati rechazan la oferta de la dirección para continuar el negocio

stop

La plantilla acepta la propuesta de Willefert & Sons para mantener la actividad de tejidos técnicos

01 de octubre de 2013 (20:30 CET)

La titular del juzgado de lo mercantil 8 de Barcelona, Marta Cervera, ya tiene en su poder la valoración de la plantilla del grupo textil Sati sobre las dos ofertas que se han presentado para continuar con la actividad de la compañía. Los 250 trabajadores de la empresa han decidido en asamblea rechazar la iniciativa del actual equipo directivo para continuar con la actividad de decoración.

El director general de la empresa, Manuel Martos, junto a otros ejecutivos se han ofrecido a dar empleo a 50 de los 190 trabajadores que actualmente se encargan de producir tejidos para varias cadenas hoteleras internacionales. “Pero la inversión asociada al proyecto, 0,9 millones de euros, dependía de la cartera de clientes que conseguían llevarse”, detalla el secretario general de CCOO del Vallès Oriental-Maresme, Juan Antonio Molano. Afirman que la viabilidad de este negocio está en el aire.

Tejidos técnicos

Por lo contrario, la asamblea ha dado el visto bueno a la compañía francesa Mortelecque para que tome las riendas de la división de tejidos técnicos. El grupo ha pujado a través de la sociedad Willefert & Sons y garantiza la continuidad a 37 de los 65 empleados que se dedican a esta actividad.

Además, pagará 1,9 millones de euros por la unidad productiva. Una cifra que la plantilla valora de forma positiva para evitar una nueva insolvencia de la compañía que pueda salir de la adquisición.

Visto bueno final

Cervera tiene que pronunciarse durante las próximas semanas sobre ambas compañías.

Sati presentó el concurso voluntario de acreedores el pasado julio con una deuda reconocida de 46 millones de euros. La mayoría, financiera.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad