María Reig cree que Barcelona sobreviviría sin Catalunya

stop

DISTINCIÓN

María Reig y Emilio Cuatrecasas

06 de junio de 2012 (17:12 CET)

Reig. A pesar de no haber nacido en la ciudad se ha hecho merecedora del galardón ‘La Llave de Barcelona’ que destaca a aquellos personajes que se distinguen por su defensa.

Junto a ella parte de la flor y nata empresarial. Nombres como Fornesa, Nin, Cuatrecasas, Conde, Bonet, Gaspart y Ferrer entro otros.

La andorrana, que reside en la parte alta, es el alma mater de la Fundación Barcelona Global y se ha implicado a fondo en los planes de revitalización urbanística desde el entramado civil junto a las autoridades locales.

Identidad y globalidad


Tan fuerte es su vinculación con la ciudad que su discurso de agradecimiento no fue ornamental. Directo, duro, polémico, en su estilo de agitadora social y rompebarreras como gusta definirse. En defensa de la metrópolis. “Barcelona traspasa todas las fronteras. Sus valores son al identidad catalana y su globalidad”.

Destaca a la vez que la ciudad ofrece una clara diferenciación respecto de Catalunya “tiene una marca cívica personal que determina su estilo de vida y la hace única”. Pero para Reig “las ciudades serán más importantes que las naciones”.

Si hubiera que escoger Reig tiene claro que “Barcelona sin Catalunya se quedaría sin una parte importante pero al revés sería mucho peor”, en clara referencia a que Catalunya sin su capital es muy poco. De su pensamiento se trasluce que Barcelona sobreviviría sin Catalunya pero no al revés.

Una sentencia radical en línea con otras similares suyas del pasado cuando dijo que “Catalunya es como un diario que no tiene línea editorial”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad