Sandra Ortega mueve su capital para huir del brexit

stop

Soandres, la sicav que heredó de Rosalía Mera, retiró inversiones del Reino Unido el mismo día que se conoció el resultado del referéndum

Sandra Ortega, Fernández Somoza, Felipa Jove y José María Castellano

A Coruña, 01 de agosto de 2016 (05:42 CET)

No está siendo un año sencillo para las sicav de las grandes fortunas gallegas, que, con alguna excepción, han ido encogiendo su patrimonio a lo largo de 2016. El curso comenzó con las caídas en las bolsas provocadas por los tropezones de China y continuó con el sorpresivo desenlace del referendum del Reino Unido.

El verdadero impacto se conocerá "desde el momento en el que se determinen las implicaciones prácticas derivadas de la decisión favorable al Brexit respecto a la inversión, el crecimiento económico y las respuestas desde el frente político". Así lo relata el informe correspondiente al segundo semestre del ejercicio de Soandres de Activos, la sicav de Sandra Ortega, que maneja un patrimonio de 408,6 millones y que tiene a JP Morgan como entidad gestora.

No tardó nada la heredera de Rosalía Mera en protegerse del brexit. "Antes del referéndum en el Reino Unido, se tomó una decisión sobre el índice FTSE 250, que se vendió el día del resultado para comprar renta variable americana", explica Soandres en su informe periódico. El FTSE 250 está formado por empresas de tamaño medio que cotizan en la bolsa de Londres y que, por su mayor exposición al mercado interno, suele considerarse un termómetro válido sobre el estado de salud de la economía británica.

Curiosamente, el índice se ha recuperado de la caída provocada por el "brexit" y la pasada semana recuperaba valores similares a los días previos al referendum. El movimiento fue aparentemente beneficioso para Ortega, pues la sicav logró mantenerse en rentabilidades positivas en las semanas siguientes al 23 de junio.

Los emergentes como refugio

No fue el único cambio en Soandres. La exposición a la renta variable europea, ámbito de influencia directa del "brexit", se redujo para canalizarse hacia "países emergentes" y los Estados Unidos, pues considera la gestora que "el impacto" del "brexit" en le economía norteamericana será "la mitad del esperado para la Unión Europea".

Brunara, sicav vinculada a Felipa Jove, ha seguido el mismo camino que Soandres. Son las dos mayores sociedades de inversión de capital variable ligadas a los grandes patrimonios gallegos. Brunara maneja 152 millones, siete menos que en el arranque del año, y Soandres 408 millones, dos menos que cuando comenzó el curso. La sociedad vinculada a la vicepresidenta de Inveravante, que tiene como gestora a BBVA, es todavía más contundente respecto al "brexit".

"Se abre un periodo de incertidumbre económica y política en la Unión Europea que tendrá efectos adversos en el crecimiento del área, aunque descartemos un evento sistémico o una recesión económica en la zona. En cualquier caso, no podemos seguir manteniendo nuestra preferencia por los activos de renta variable europeos después de que este riesgo se haya materializado", dice en su informe periódico.

Retroceso de las sicav

La volatilidad generada por el referendum británico ha cogido a las sicav de las grandes fortunas gallegas en pleno retroceso, tendencia que ha continuado hasta el fin del primer semestre. Las sociedades de Josefa Ortega, hermana del fundador de Inditex, José María Castellano, ex presidente de Novagalicia; Juan Carlos Cebrián, ex director general de Inditex, o Francisco Botas, consejero delegado de Abanca; han perdido patrimonio.

En conjunto, las sicavs de las fortunas gallegas han adelgazado cerca de 40 millones en lo que va de año. Fernández Somoza, ex presidente de Azkar, ha sido una de las pocas excepciones en esta tónica, pues Currelos, una de sus dos sicav, ha incrementado su patrimonio. No así su otra sociedad, Guntín.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad