Urdangarín y Torres se embolsaron 1,5 millones inflando facturas a Baleares

stop

CASO PALMA ARENA

El Duque de Palma, Iñaki Urdangarín

07 de diciembre de 2011 (11:35 CET)

La Fiscalía Anticorrupción de Baleares, que investiga el caso Palma Arena, sospecha que el Duque de Palma, Iñaki Urdangarín, y su socio, Diego Torres, cargaban un margen comercial del 170% al coste de organización de los actos celebrados para el Gobierno balear entre 2005 y 2006. Según la documentación incautada, se habrían embolsado 1,5 millones directamente en sus cuentas particulares, informa El País.

Durante la investigación, se ha descubierto que tanto Urdangarín como Torres habrían desviado más de 500.000 euros hacia paraísos fiscales y que “se fijaban unos precios totalmente desproporcionados por los servicios que prestaban”. El sumario señala que uno de los congresos que Nóos organizó para el Gobierno de Jaume Matas, el Illes Balears Forum 2005, al que asistieron personalidades del mundo del deporte como Rafa Nadal, contaba con un presupuesto de 240.000 euros.

Con tan sólo 100 invitados, el instituto presidido por Urdangarín facturó 85.000 euros en concepto de viajes de los expertos invitados, además de otro tanto para los alojamientos y 80.000 euros más por el servicio de catering. El pago de los ponentes iba a parte. Un total de 120.000 euros por las conferencias y 90.000 por los acuerdos con universidades. El director del proyecto y el de planificación obtuvieron 30.000 euros cada uno y 25.000 euros más para la directora de comunicación que gestionó un acto que duró dos días.

La Infanta, a salvo

A poco más de un mes para que concluya la investigación, según las estimaciones del Fiscal, es muy probable que el yerno del Rey sea imputado. Su socio, Torres, lleva seis meses acusado de acometer diversos delitos como el de falsedad documental, prevaricación, fraude de la Adminsitración y malversación de fondos.

Sin embargo, la infanta Cristina de Borbón estaría fuera de duda  y no sería implicada en el desvío de 2,3 millones de fondos públicos por parte del Instituto Nóos que presidía su marido. Los fiscales no la incluirían dentro “del círculo cerrado de toma de decisiones” del entramado a pesar de que fue vocal de la junta directiva de Nóos hasta 2006.

Desde que saltó a la luz la presunta implicación de Urdangarín en esta derivación del caso Palma Arena, la Casa Real se ha mantenido al margen. El Duque de Palma y su esposa, que residen desde hace años en Washington, se desplazaron a Madrid en un viaje express para estudiar la situación con los abogados de la familia, en presencia del Rey y el Príncipe Felipe. Poco después el matrimonio abandonaba de nuevo la capital madrileña hacia la ciudad norteamericana sin pronunciarse al respecto.

Otros eventos en Valencia


En paralelo a la investigación de la deriva balear del caso, en la Comunidad Valenciana también avanzan las pesquisas. Dos ex directivos de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia (CACSA), Juan Manuel Aguilar y Jorge Vela, han testificado como imputados por alcanzar acuerdos con la Generalitat y el Ayuntamiento de carácter irregular. Se sospecha de la organización del Valencia Summit y la campaña para la Imagen Estratégica y Promocional de la Comunitat facturados  en 3,7 millones de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad