CEOE y los sindicatos rompen la negociación para la subida salarial de este año

CEOE y los sindicatos rompen negociaciones por su diferencia "insalvable" sobre las cláusulas de revisión salarial que exigen CCOO y UGT

Antonio Garamendi con Pepe Álvarez y Unai Sordo. EFE

No habrá pacto de rentas, al menos por ahora. Las organizaciones empresariales CEOE y Cepyme y los sindicatos CCOO y UGT han dado por cerrado el proceso de negociación de la subida salarial en los convenios colectivos para este año, a incluir en el V Acuerdo Interconfederal para la Negociación Colectiva (AENC), al mantener sus posiciones «muy alejadas» y principalmente por el escollo de las cláusulas de revisión salarial.

Así lo confirman a Economía Digital en fuentes de la patronal y de los sindicatos, tras haberse celebrado en la mañana de este jueves una reunión sin luz y taquígrafos para abordar la situación del V AENC tras las últimas propuestas intercambiadas entre las organizaciones empresariales y sindicales en materia salarial, y después de unas semanas de estancamiento en las negociaciones por la distancia entre los posicionamientos.

Las negociaciones quedan por ahora totalmente paralizadas y solo cabría la posibilidad de que se retomasen con el paso de los meses, antes de final de año, señalan en fuentes del diálogo social que, sin embargo, dan prácticamente por perdida la posibilidad de acuerdo salarial.

«Los sindicatos y organizaciones empresariales negociadoras del V AENC dan por cerrado el proceso de negociación para este año», ha anunciado CCOO, debido a la «diferencia insalvable» de la cláusula de revisión salarial que reclaman los sindicatos, algo que también confirman desde UGT y desde CEOE, aunque estos dos dejan abierta la posibilidad de retomar la negociación más adelante.

De esta forma, los agentes sociales han fracasado en el intento de lograr un acuerdo salarial para este año, a pesar de que el anterior AENC lleva caducado desde el año 2020, y no se llevará a cabo, al menos por ahora, el Pacto de rentas que ha reclamado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a los agentes sociales para conseguir moderación salarial y control de beneficios y dividendos empresariales para evitar una espiral inflacionista.

Las cláusulas de revisión salarial, el principal escollo

La diferencia «insalvable» en la negociación ha sido sobre todo las cláusulas de revisión salarial de forma anual que exigen los sindicatos para compensar la pérdida de poder adquisitivo por el alza del IPC, algo que CEOE ha rechazado de facto en todo momento, abriéndose como mucho a llevar a cabo algún tipo de revisión a finales del periodo, en torno a 2024.

Para CCOO y UGT, teniendo en cuenta el crecimiento de la inflación, la inestabilidad e incertidumbre de los precios, la cláusula de revisión salarial es «fundamental», como «única garantía de mantenimiento del poder de compra de los salarios.» Por su parte, las organizaciones empresariales mantienen su postura de no contemplar en un acuerdo general dicha cláusula de revisión, por lo que las partes han dado por cerrada la mesa de negociación para este año.

Las últimas propuestas realizadas antes de Semana Santa contemplaban, en el caso de CEOE, una subida máxima del 8% en tres años: incremento del 3,5% este año, del 2,5% en 2023 y del 2% para 2024 y según la situación del sector y la empresa, en línea con la moderación de la inflación prevista para este periodo.

Los sindicatos en cambio planteaban subir los salarios del 3,4% este año, un 2,5% en 2023 y un 2% en 2024 a revisar con la inflación, pero unido a otro alza extra para recuperar la pérdida de poder adquisitivo, resultante de la inflación media y el cierre de subida salarial del año, de forma que este podría recuperarse el 50% del diferencial entre ambos parámetros, un 25% en 2023 y otros 25% en 2024, y para 2025 el esquema vincula el alza al dato del IPC de diciembre de 2024 más un 0,25 % adicional.

Posible reanudación de negociación salarial a final de año

Tras la reunión de este jueves para tratar de cerrar un nuevo AENC, fuentes de CEOE señalan que las posiciones siguen «muy alejadas» entre las partes y por tanto «el acuerdo no parece posible en estos momentos», si bien creen que habría posibilidad de abordarse de nuevo más adelante una vez se modere la inflación y haya más margen para el acuerdo.

En una línea similar, fuentes de UGT precisan que para el sindicato «no se ha roto nada» más allá de haberse acabado las negociaciones de la subida salarial, puesto que quedan otros temas por negociar, como el teletrabajo o las condiciones laborales, por lo que creen que aún cabría la posibilidad de que se retome el acuerdo salarial más adelante, antes de final de año.

Los sindicatos anuncian movilizaciones: los agentes sociales batallarán en los convenios

De cualquier forma, la ruptura de las negociaciones para el acuerdo salarial abocan al fracaso del Pacto de rentas que pedía el Gobierno y auguran una batalla en materia de negociación colectiva que ya se está empezando a trasladar en las mesas de negociación de las empresas.

CCOO ya ha avisado de que va a desplegar con mayor intensidad el desarrollo de la negociación colectiva, tanto en el ámbito sectorial como en el de empresa, donde planteará las propuestas realizadas en materia salarial efectuadas en la mesa del AENC, así como el resto de materias que contribuyan al desarrollo, tanto de los aspectos disponibles en la reforma laboral reciente como en el resto de la normativa pactada en el ámbito del diálogo social.

«Si la posición empresarial es seguir frenando el desarrollo de la negociación colectiva, en un año en el que ésta juega un papel fundamental para que los trabajadores puedan hacer frente a la subida de los precios, la movilización y el conflicto serán inevitables«, ha avisado ya.

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, ha avisado de que la negativa patronal a «fórmulas razonables» de garantía del poder de compra de los trabajadores «aboca al conflicto en la negociación colectiva». «No era el escenario deseable pero esta crisis de precios no la puede pagar la clase trabajadora», ha señalado en su perfil de Twitter.

De cualquier forma, desde CEOE someterán a consulta en los órganos internos de la patronal todas las cuestiones — el lunes se reunirán los vicepresidentes y el martes hay convocado un Comité Ejecutivo– y, en caso de que no sea posible un pacto con sindicatos, se formulará un documento propio de recomendaciones para la negociación colectiva. Es decir, los agentes sociales irán cada cual por su lado trasladando sus recomendaciones propias de alza salarial a las empresas y a nivel sectorial.

Desde CEOE señalan que los sindicatos se han «enrocado» en la necesidad de recuperar el poder adquisitivo perdido ante el notable alza de la inflación desde este año hasta 2024 sin tener en cuenta que las empresas también sufren el impacto y no pueden seguir trasladando de forma completa toda la subida de los precios a sus productos ni asumirla en sus márgenes.