Madrid recauda el 44% del impuesto de Sociedades de España, por el 19% de Cataluña

Los economistas sostienen que los grupos consolidados pagan ya un tipo efectivo por Sociedades del 21,91% y el resto abona un tipo del 17,4%

Isabel Díaz Ayuso . EFE

Isabel Díaz Ayuso . EFE

La crisis del coronavirus tuvo una especial incidencia en el año 2020 tras desatarse la pandemia en el mes de marzo, lo que provocó una disminución del 8,81% de los ingresos tributarios del Estado en el conjunto del año, inferior al retroceso del PIB, que cedió un 10,8% respecto al año anterior.

La virulencia de la crisis, el Estado de alarma, el confinamiento y el consecuente parón económico mermó la recaudación del impuesto de Sociedades un 33,18% el año pasado, hasta los 15.857 millones de euros, si bien la pérdida estimada por la Agencia Tributaria en términos equivalentes sería del 23%, en línea con el fuerte descenso de los beneficios.

Así se desprende del documento ‘Declaración de Sociedades 2020’ elaborado por el Registro de Economistas Asesores Fiscales (REAF), órgano especializado en fiscalidad del Consejo General de Economistas de España, que refleja una gran disparidad entre lo recaudado por las comunidades autónomas por este tributo.

La Comunidad de Madrid se sitúa a la cabeza con un total de 12.873 millones de euros ingresados por el Impuesto sobre Sociedades (con datos de 2018), lo que supone que la región presidida por Isabel Díaz Ayuso se llevó el 44% del total de territorio común. Le sigue Cataluña, que con 5.588 millones de recaudación por Sociedades, obtuvo el 19% de los ingresos totales por este tributo.

Las cifras reflejan que Madrid y Cataluña recaudan más del 60% de los ingresos totales obtenido por el Impuesto de Sociedades, a pesar de que ambas regiones solo cuentan con el 20% de los contribuyentes, lo que evidencia la relevancia de su tejido empresarial, formado mayormente por empresas de gran tamaño y grandes corporaciones.

En el caso de la región madrileña se añade también su condición de capital de España. A Madrid y. Cataluña les siguen a distancia Andalucía, con el 8,2%, y Comunidad Valenciana, con el 7,3%.

Mayores caídas de ingresos por Sociedades, en Baleares, Galicia y Madrid

El documento refleja que las únicas comunidades con porcentaje de recaudación mayor que el número de empresas son Madrid, con un 44% del total pese a contar solo con el 20,3% de las entidades, y Asturias, con un 1,73% de la recaudación pese a disponer solo del 1,67% de empresas.

En comparativa interanual con los últimos datos de 2020, con unos ingresos totales de 15.857 millones, las bajadas más importantes se produjeron en Baleares (-46,2%), seguida de Galicia (44,7%), Madrid (-43,5%) y Asturias (-42,3%), mientras que donde más aumentó fue en Navarra

Las regiones que más recaudaron el año pasado fueron Madrid, con 5.232 millones (33% del total), Cataluña, con 3.128 millones (19,7%), y a distancia, la Comunidad Valenciana, con 1.836 millones (11,6%) del total.

Los economistas señalan que un año más se constata un censo de contribuyentes de Sociedades donde dos terceras partes de las declaraciones presentadas -un total de 1,6 millones- declaran bases nulas o negativas y están inactivas casi el 25%.

Los grupos pagan un tipo de casi el 22% y el resto un 17,4%

Por otra parte, sobre los tipos efectivos en el Impuesto sobre Sociedades, el REAF-CGE aunta que si se divide la cuota líquida entre el resultado contable positivo, el tipo efectivo es del 5,11% para los grupos y del 12,24% para los contribuyentes que no forman parte del grupo.

No obstante, si se modifica la cuota líquida y el resultado contable en lo que consideran ajustes “inevitables”, como la exención para evitar la doble imposición, la compensación de BIN’s o los ajustes de consolidación en grupos, el tipo efectivos se elevaría al 21,9% (grupos) y al 17,4% (resto) más cercanos al nominal.

Comparando el tipo nominal general con los de la OCDE, 10 países tendrían un nominal superior al de España, otros cuatro el 25% como España y el resto tienen tipos inferiores, aunque muy pocos por debajo del 20%, según el documento del REAF-CGE.

El presidente del CGE, Valentín Pich, subrayó que en contra de lo que se viene comentando a veces, si se hacen los necesarios ajustes en el resultado contable y en la cuota líquida, los tipos efectivos, tanto de grupos como de sociedades individuales “se acercan mucho a los nominales”.

Declaración 2020: aumento de cuota por pérdida de incentivos

Asimismo, los economistas enumeraron las novedades para el ejercicio 2021, que se declarará en 2022, y entre las más importantes se encuentran las relacionadas con la exención de dividendos y plusvalías para evitar la doble imposición, que se aplicará solo en un 95% y ya no tendrán derecho a ella en ninguna medida las rentas provenientes de participaciones inferiores al 5%, aunque el valor de adquisición alcance 20 millones de euros.

El presidente del REAF, Agustín Fernández, también advirtió de que “si el legislador no lo remedia, en la declaración de 2020 muchas entidades tendrán que incrementar la cuota por la pérdida de incentivos aplicados en ejercicios anteriores”, como la libertad de amortización o el régimen especial de arrendamiento financiero, debido al “inevitable incumplimiento de ciertos requisitos”.

Los asesores fiscales detectan un alza de cambios ficticios residencia fiscal

Por otra parte, el REAF ha presentado la segunda edición de la encuesta realizada por el Instituto de Economía de Barcelona (IEB) y el REAF en la que se recoge la opinión de un colectivo compuesto por más de 5.000 profesionales de la asesoría fiscal sobre el sistema tributario español.

El director del IEB, José María Durán, y el catedrático de Economía de la Universidad de Barcelona y miembro del IEB, Alejandro Esteller, resaltaron que los profesionales siguen siendo críticos con el sistema fiscal y piensan que no mejora con el tiempo.

Además, un 64,6% de los asesores fiscales asegura que las consultas para cambiar la residencia fiscal en búsqueda de menores cargas impositivas ha crecido en el último año. La percepción es de un incremento de cambios de residencia tanto al extranjero (77,3%) como entre CCAA (75,8%), indican en el REAF, aunque los asesores creen que los cambios son principalmente ficticios.

Pich pide un nuevo sistema de financiación autonómico con competencia fiscal

Pich indicó que “jamás” aconsejarían un cambio de residencia solo por motivos fiscales, si bien dijo ver “imprescindible” un nuevo sistema de financiación autonómica “más transparente” que evite “populismos” de uno u otro signo, así como una armonización que no suponga “uniformidad” ni elimine la competencia fiscal entre autonomías y que ésta se haga “dentro de unos marcos”.

Para Pich, hay que plantearse con “mucha tranquilidad” los tipos en materia del impuesto de Sucesiones para ver si es mejor tener “tipos bajos”, así como calibrar los impuestos de carácter “casi feudales” como el Impuesto de Transmisiones patrimoniales o de Actos Jurídicos Documentados (AJD).

También cree que hay que avanzar hacia una fiscalidad más competitiva que introduzca el factor medioambiental para ayudar a las empresas a adaptarse. Por ahora ve “difícil” avanzar si cada grupo no explica su fiscalidad. “Mientras no se haga, todo son problemas, complicaciones y tensiones institucionales”, ha dicho.

En cualquier caso, ha valorado, eso sí, el “perfil de universitarios” de los miembros de la comisión de expertos designada por el Gobierno para la revisión de cara a la futura reforma integral del sistema tributario y ha indicado que hay un envío “constante” de los trabajos que acomete el CGE.

Por otra parte, los profesionales opinan que las actuaciones telemáticas, a pesar de facilitar el cumplimiento, dificultan la comunicación con la administración tributaria y disminuyen su flexibilidad. También creen que sería conveniente aprobar modificaciones normativas que impidan la pérdida de beneficios fiscales por la situación excepcional de crisis en 2020 y 2021.

Comprobación a distancia mediante vídeo

Otro de los puntos que señalan los profesionales es que las actuaciones de comprobación a distancia deberían utilizar el vídeo, teniendo en cuenta que se necesita un período de adaptación a estas nuevas formas de relacionarse y para disminuir la litigiosidad ven importante profundizar en medidas de flexibilización de recargos y sanciones y en la relación cooperativa, introduciendo, en los procedimientos de revisión, incluso la mediación.

Igualmente, piden mejorar la aplicación de los tributos intensificando la clarificación rápida de los criterios administrativos y jurisprudenciales; simplificar y unificar la aplicación de los tributos entre administraciones autonómicas a nivel práctico, por ejemplo, en cuanto a plataformas y presentación de modelos y un esfuerzo de las administraciones tributarias por personalizar y mejorar la interrelación en las comprobaciones tributarias, en especial por sus órganos gestores.

·Por último, animan a la AEAT y también a otras Administraciones tributarias a que sigan intentando facilitar el cumplimiento tributario eficiente de los contribuyentes, no solo porque así mejorará el cumplimiento, sino también porque mejorará la imagen de las propias Administraciones.